¡Síguenos!
Alejandro Villanueva I CORDON PRESS

Deporte USA

Villanueva: «No más del 50% de los jugadores van a ver la Superbowl»

El único jugador español en la NFL repasa para A LA CONTRA las claves de la Superbowl LIII

Alejandro Villanueva es, actualmente, el único español que juega en la NFL. Nació en 1988 en la Estación Naval Aérea de Meridian (Misisipi), su padre era oficial de la Armada Española para la OTAN. Cuando puede visita Motril, residencia actual de sus padres y uno de los lugares donde pasó gran parte de su infancia. Ahora, tras haber combatido en la guerra de Afganistán, es uno de los mejores ofensive tackles de la NFL. En A LA CONTRA analiza los equipos y las claves de la Superbowl de este domingo.

—¿Cómo vive un jugador de la NFL una Superbowl?
—La vives algo decepcionado, pero hay veces, dependiendo de la etapa en la que esté tu carrera, que ves el partido con unos ojos u otros. Cuando empecé a ver la Superbowl, estando en la NFL, la veía desde un punto de vista un poco más técnico, qué tipo de defensa estaban jugando los dos equipos. Ahora la veo más desde el punto de vista físico, observando si los jugadores son capaces de mantener el ritmo físico que han llevado durante la temporada regular. Cada vez me voy haciendo más mayor y es lo que más me importa a mí en este momento.

—¿Se fija en algún movimiento y lo intentas copiar?
—Sí, claro. Eso es lo que constantemente estoy mirando, a ver si son capaces de moverse igual el primer día de temporada que en el último partido.

—¿Dónde la va a ver?
—Supongo que la veré en casa.

—¿Los compañeros del equipo suelen quedar para verla?
—No, no, no… Durante la temporada todos vivimos en la misma ciudad, pero cuando acaba la temporada, el 99% de los jugadores se van a diferentes ciudades y no nos vemos hasta que volvemos a encontrarnos en la primavera.

—¿No comentan por Whatsapp la final?
—Bueno, la mayoría estamos pensando en lo mismo, si pasa algo que hay que compartirlo durante el partido, pues supongo que se hará un grupo de mensajes donde se mandarán y se comentarán las anécdotas del partido, pero yo diría que no más del 50% de los jugadores van a ver la Superbowl.

—¿Qué opinión tiene sobre todo lo que está consiguiendo Tom Brady en la NFL?
—Yo no juego de quarterback, pero lógicamente para cualquier jugador que tenga 40 años y esté compitiendo sobre el campo es algo de admirar, increíble. Se ve en la manera que cuida su cuerpo, la manera que juega todos los partidos, es algo que es único. Pero es que es todo: la concentración que tiene, la forma que tiene de estar siempre tenso dando su mejor resultado en cada pase, en cada análisis de la defensa… Es un jugador único, es el mejor de todos los tiempos y, la verdad, es algo que podré contarle a mis hijos algún día, que estuve jugando con él.

—En la otra banda, ¿qué opinión tiene de McVay y su irrupción tan tempranera en una Superbowl?
—Esto indica un poco más a donde va el football. Yo creo que los jugadores quieren ser  tratados como mayorcitos, es muy difícil esconder a estrellas porque las redes sociales permiten que todos los jugadores estén expuestos y todas sus opiniones estén en el aire. Y ahora mismo se buscan más jugadores y entrenadores de póker. Gente que sea capaz de leer el juego como una partida de póker e ir haciendo jugadas que sean mejores. Al final, los talentos que tienen las personas no se pueden medir por la edad de una persona.

—Usted esta temporada ha jugado contra los Patriots, ¿por dónde se le puede hacer daño a este equipo?
—Se les puede hacer daño físicamente, corriendo la bola, imponiendo tu querer en el juego… Esto es algo que puede afectar a todos los equipos. En mi opinión, creo que Patriots, más o menos, no tiene el equipo más físico de la NFL. Lo que sí que es verdad es que son los más inteligentes y, entonces, es muy difícil imponer tu estilo de juego aun siquiera siendo más físico. Van a ser capaces de averiguar lo que estás haciendo y ponerte en la peor situación posible. Si son capaces de correr la bola, si son capaces de tener un plan balanceado en la ofensiva y les saben jugar por detrás, todo eso, puede hacerles sufrir bastante.

—Viendo el nivel en Nueva Orleans de Donald, Fouler, Suh… ¿La final pasa por la línea defensiva de Rams?
—Eso es lo que me interesa ver a mí, si son capaces de jugar 16 partidos, más los partidos de playoffs y la Superbowl. Son jugadores muy físicos, muy potentes, sobre todo Aaron Donald, que está muy bien condicionado y preparado físicamente, pero los Patriots son muy listos, muy inteligentes y no van a poner a ningún jugador en la que vayan a perder y arruinar la jugada. A mí y a todo el mundo es lo que nos interesa, saber si son capaces de pasar esa línea.

—Otra de las cosas más comentadas en las finales de conferencia han sido los árbitros, ¿pueden condicionar la Superbowl?
—No solo en la Superbowl, pueden condicionar cualquier partido. Es más o menos lo que atrae también al juego, los árbitros. Estos tienen un papel en el que pueden extender los partidos hasta el ultimo minuto y pueden provocar jugadas que cambien el partido entero y eso crea mucha controversia, mucho bombo en los medios de comunicación y, al final, todo eso es bueno para la NFL, porque gana más clics y más gente lee sus noticias.

—¿Cuál cree que la clave del partido?
—La clave del partido va a pasar por quién es capaz de lograr los mejores big plays (las jugadas más grandes). En ese aspecto, creo que tienen más ventaja los Rams, porque son un equipo más físico. Tienen a Cooks, que es un jugador que viene de los Patriots y conoce muy bien la secundaria de su exequipo, pero también va a ser interesante el plan defensivo que van a utilizar los de Boston para parar a los Rams. Si la ofensa de los Rams es capaz de ser explosiva y la defensa de los Patriots no es capaz de pararla, ahí va estar el partido, lo más interesante. Porque los Patriots van a tener que jugar contra una defensa muy buena y eso para cualquier equipo es muy incomodo.

—¿Cuál va a ser el resultado?
—No lo sé. Esto es lo bonito que tiene el fútbol americano, que atrae a tanta gente. Es un deporte que, aún conociendo todas las variables, nunca se sabe lo que va a pasar. Los árbitros, algún jugador clave que te pueda hacer daño… Nunca se sabe.

 

Describe su cabeza como el garaje de Homer Simpson: siempre desorganizado. Le promete a diario a una Marge imaginaria llamada conciencia que luego más tarde lo organizará, pero nunca lo hace. Un sillón, su cerveza Düff, el mando a distancia y el televisor con retransmisiones deportivas son sus acompañantes en el día a día. En A La Contra encontró el lugar donde puede contar esas hazañas del deporte que tanto le gusta ver.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Deporte USA

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies