¡Síguenos!

Copa América

Argentina-Colombia, apuntes tácticos

Esta Argentina de Messi es un equipo sin identidad, sin estilo, sin una idea definida en el tiempo, cambia continuamente de entrenador y con el nuevo siempre llega un cambio de idea. Se pasa de Batista tratando de imitar al Barcelona de Pep, sin volantes técnicos, a Sampaoli y su «pressing alto» al más radical estilo Bielsa con tres cincos en medio campo.

Ahora manda Scaloni, un técnico sin antecedentes, que por sus partidos amistosos anteriores parece buscar un equipo que recupere rápido la pelota, pero sin un pressing inmediato y a partir de recuperarla, para así llegar rápido al área contraria sin entretener la pelota con cadenas de pases posicionales muy elaboradas.

Todo ello como siempre supeditado a Messi, no importa dónde esté cuando se inicia la jugada; en esta Argentina la jugada siempre pasa por Messi.

Ayer Colombia de entrada fue mejor, más sólida, mejor plantada. Un equipo que defendía en un 4-5-1 con un Barrios haciendo un sensacional trabajo sin balón, tapando cualquier vía de agua en medio campo. En ataque Cuadrado y James en banda izquierda atraían y amansaban la pelota para luego atacar el lado débil argentino, a su lateral derecho Saravia, muy superado siempre, con un cambio de orientación. El plan era sencillo pero daba resultado.

Argentina jugaba sin una idea clara. Lo Celso de falso extremo derecho no encontraba nunca la pelota, Di María como tantas otras veces era un atropello constante y Messi vagaba por el campo sin encontrar un socio con quien relacionarse.

La entrada en la segunda parte de De Paul por el exmadridista en banda izquierda dio aire al equipo. A Cuadrado le faltaba aire y James no ayudaba en esa banda, por lo que Barrios tuvo que balancear más su posición como medio centro, lo que dejó espacio en el carril central para que Messi entrara más en juego. Eso cambió durante unos minutos el control del partido, adelantó líneas Argentina, pero ese paso al frente lo aprovechó Colombia. Queiroz sacó del campo a Cuadrado y metió a Lerma; con ello activó de nuevo el plan, tocar por derecha y cambio de orientación a la banda izquierda.

En una de ellas, Roger Martínez se fue fácil de Saravia y sorprendió con un remate violentísimo, era el 1-0, y en otra llegada similar por esa banda Zapata mató el partido.

Buena cara de Colombia en este partido, aunque hay cosas que mejorar, como la comodidad con la que juega James, el poco físico de Cuadrado, el flojísimo partido de Falcao o la endeblez de sus centrales. Pero con notorios brotes verdes como Zapata y Roger Martínez.

Argentina volvió a desilusionar. Scaloni tiene trabajo, toca decidir cuál es la idea y encontrar jugadores que la sepan realizar. Desde luego si quieren salir jugando desde atrás, esa pareja Otamendi-Pezella de centrales no ayuda. Si quiere tener más juego interior, igual Lo Celso tan abierto tampoco es el mejor plan. Si el plan es Messi, tendrá que arropar a Leo. En fútbol todas las ideas son buenas, llevarlas a término es lo difícil. Al igual que en la cocina, para llevar a cabo una receta ayuda mucho escoger bien los ingredientes…

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Copa América

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies