¡Síguenos!
Atleti
Antoine Griezmann I CORDON PRESS

Copa del Rey

El Atlético, eliminado de la Copa entre el VAR y la heroica

Decepción en el Metropolitano. El Girona jugará los cuartos de final de Copa. Las lesiones y la falta de gol lastran al equipo rojiblanco.

De VAR en VAR, el Atlético de Madrid se queda en la calle, es decir, fuera de la Copa del Rey. Y no hizo un mal partido el equipo de Simeone, pero los despistes atrás y el acierto del Girona provocaron la eliminación del Atlético y la decepción en el Metropolitano. Antes de empezar el partido, Simeone apostaba por dar descanso, además de a Oblak, a Rodrigo y Griezmann, ahora mismo los jugadores más importantes del equipo. Y con una eliminatoria que no estaba resuelta en la ida y un equipo al que no logras ganar, no parecía el día más indicado para reservar, sobre todo al esloveno. Por el camino el Cholo se deja otros dos soldados, Vitolo, que fue baja de última hora por una lesión muscular, y Saúl, que se retiró en la segunda parte. El VAR también tuvo su cuota de protagonismo. Ya lo ven, hubo de todo para tratarse de la vuelta de los octavos de final. Más de lo que interesaba al Atlético al menos.

En la primera parte, tras unos primeros minutos de imprecisiones el Atlético comenzó a bombardear al Girona a base de balones largos a Kalinic a la espalda de la defensa, y así llegó el 1-0 en el 11´. Un Kalinic que acabó justo físicamente pero que suma cuatro goles en seis partidos como titular. A partir de ahí, el Atleti mantuvo la posesión y tuvo bastante protagonismo, pero no acertó a matar el partido. El VAR anuló (bien anulado) un gol a Kalinic en el 32´ y tras la espera después de analizar la jugada, el Girona aprovechó la excesiva calma para sacar el balón desde atrás para empatar el partido en el 36´ con un golazo de Valery tras un centro de Pedro Porro, diamante en bruto de Eusebio que apunta a cotas mayores en poco tiempo si mantiene la gran temporada que está realizando. Tras el empate, pudo poner el 1-2 por medio de Stuani pero Thomas apareció al cruce en el último momento para evitar el golpeo del uruguayo en el 39´.

La realidad es que el Atlético no hizo una mala primera parte, pero le pasaron factura los errores a la hora de sacar el balón desde atrás. Thomas estaba campando a sus anchas por el centro del campo, pero Lemar sigue sin estar inspirado y no son buenas las señales que transmite. Vitolo, que llegaba con muchas papeletas de mantener la titularidad, se cayó en la previa por otra lesión muscular. No tiene suerte al canario, ahora que estaba rozando su mejor nivel después de hacer un gran partido frente al Levante y marcharse ovacionado por el Metropolitano. Otra baja más a la que más tarde se unió Saúl, quien pese no mostrar su mejor versión, se había convertido en imprescindible por su polivalencia.

En la segunda parte, Correa, el hombre más peligroso arriba durante muchos partidos, pudo empatar tras un tiro que tocó en el palo después de no atajar Iraizoz en el 47´. El Atlético estaba metido en el partido, pero un polémico gol de Stuani revisado por el VAR en el 58´ por una posible falta previa a Godín, puso patas arriba la eliminatoria, al Girona con un pie en cuartos, al Atlético con la obligación de marcar dos goles y a Rodrigo y Griezmann en el campo. A partir de ahí continuó la lluvia de emociones en el Metropolitano. En el 66´ Correa conseguía el 2-2 tras un pase entre líneas y piernas de Griezmann. Pero todavía hacía falta un tercero. Y el equipo rojiblanco no dejaba de insistir. Un disparo de Thomas, un remate de Kalinic que acabó en el larguero, y otro polémico gol de Arias anulado tras ser revisado por el VAR a pesar de que todo el estadio pensaba que era un gol legal. Tras esa jugada Lemar puso el balón con una vaselina por encima de la defensa y Griezmann marcaba el 3-2 en el 83´ tras muchos minutos de sufrimiento. Locura en la grada y el césped, pero apareció Doumbia para cambiar la fiesta por el drama. Gol en el 88´ tras tocar un disparo de Borja y el Atlético no logró más ocasiones claras de ahí al pitido final.

Eliminado en octavos de la Copa y a pesar de la gran decepción, el Atlético tendrá que seguir peleando por la liga hasta que le dure la pila o hasta que empiece a recuperar jugadores Simeone sin dejar otros tantos por el camino. En una semana han caído Savic, Vitolo y Saúl. Ese es un drama mayor que la eliminación. Porque la competición no para, y en un mes espera la Champions. Espera la Juventus. De momento un título menos al que aspira al Atleti. Aún así, no le den por muerto todavía. Solo se ha llevado un golpe. Hace falta más para tumbarle.

1 Comment

1 Comment

  1. Pingback: Las alas del Atleti disipan la niebla | Atlético de Madrid | A la Contra

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Copa del Rey

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies