¡Síguenos!

Real Madrid

Cazorla castiga al Madrid

El exceso de confianza condenó al equipo de Solari, que había remontado el gol de Cazorla a los dos minutos. La segunda mitad fue amarilla.

El empate es una convención porque en la mayor parte de los casos siempre gana uno y pierde otro, no hay que dejarse engañar, los repartos no suelen ser equitativos, tampoco en el fútbol. Así ocurrió en El Madrigal. El Real Madrid entregó dos puntos por un exceso de confianza y el gesto de sus futbolistas no era muy distinto al habitual en las derrotas. Miradas bajas o al horizonte, cabezas que niegan y el chasquido recurrente con la lengua, ese ruido que en el siglo pasado hubieran traducido como “mecachis” y que ahora no resulta oportuno traducir. En el Villarreal, lo contrario. Caras que habrían iluminado un túnel porque no hay nada más radiante que la esperanza. Igualar un encuentro perdido es justo la metáfora que necesitaba el equipo, que sale de los puestos en descenso aunque sea por la diferencia de goles.

Para Santi Cazorla el partido también vale más que un punto. Es el certificado de una resurrección, la suya. No es solo que esté apto para jugar, lo que ya se podía considerar un milagro; es que ha vuelto donde lo dejó. Sus dos goles y su liderazgo fueron fundamentales. Cazorla, por cierto, es la perfecta demostración de que jugar bien al fútbol es algo mucho más profundo que tener cualidades. Jugar bien implica una comprensión del juego y una visión global que poseen muy pocos futbolistas. Supongo que es la misma diferencia que existe entre ser alfil y ser ajedrecista.

En cierto modo, el resultado final es un negativo de lo sucedido en el trepidante inicio del partido. A los tres minutos marcó el Villarreal y a los seis empató el Real Madrid, y esa sucesión de goles en tan escaso margen tuvo una influencia determinante en la cabeza de los jugadores. Aunque no en todas en las cabezas. La de Samuel Chimerenka Chukwueze no se vio afectada por ese desencanto repentino, seguramente porque a los 19 años no se tiene conciencia de las oportunidades perdidas y siempre parece posible conquistar el mundo. Samu (permitan la abreviatura) es un joven nigeriano con más novias que una banda de rock y debería ser la esperanza de un equipo con tendencia a la desesperanza. Es verdad que termina contrato en junio y los 40 millones de su cláusula no espantarán a los grandes tiburones. Pero sobre esa juventud y la gloriosa veteranía de Santi Cazorla se puede construir una más que decorosa segunda vuelta.

El primer mérito del Real Madrid fue también su condena. Tan bien se sobrepuso al susto inicial que lo olvidó por completo. Desde el empate (Benzema) se sintió superior, aunque no lo fuera siempre. Y la misma confianza que da vida puede matar si es en exceso. Con el gol de Varane lo imaginó todo conseguido y en la segunda parte el equipo jugó a dejar pasar el tiempo. Mala costumbre. El joven Samu está empeñado en sumar ceros a su próximo contrato y la entrada de Ekambi, otro gamo negro, agujereó la defensa madridista. Hasta que llegó el gol de Cazorla, de cabeza y a bocajarro, porque la vida devuelve las deudas como las tragaperras que tocan, en aluvión de monedas.

Para el Real Madrid solo cambia el año, lo demás sigue intacto. Bale se lesionó y fue sustituido tras el descanso por Isco. Los cambios tampoco ayudaron a controlar ni el juego ni el fuego (Valverde por Modric y Vinicius por Kroos), aunque este análisis siempre es ventajista. Lo que persiste, y no podía ser de otro modo, es la confusión de un equipo que al final siempre quiere disparar balas con una pistola que ya no tiene.

 

 

Periodista, ciclista en sueños, cronista de variedades y cinéfilo (sector La La Land). Capitán del equipo para que le dejen jugar. Después de tantos años, sigue pensando que lo contrario del buenismo es el malismo. Fue subdirector del diario AS y colabora con El Transistor de Onda Cero. Ahora se lanza a esta aventura de 'A la Contra' porque cree que hay que hacer cosas. Y esta tiene buena pinta y le apetece mucho.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Real Madrid

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies