¡Síguenos!
Ceballos

Real Madrid

Ceballos sí, Ceballos no

Quien está no le quiere. Sus razones tendrá, no le den más vueltas.

Cuando alguien me habla del utrerano, yo no puedo dejar de pensar en Descartes (y va sin segundas). El gran filósofo del siglo XVII planteaba lo de la duda razonable, que consiste en no dar por bueno lo que no puedes demostrar. Y creo que siendo discutible que este futbolista haya  tenido suficientes oportunidades para ganarse el puesto, no lo es que cuando ha jugado ha dejado la sensación de no mostrar todo su potencial.

Ceballos está pasando por el Madrid en modo actor secundario y, a lo sumo, arañando la puerta que debería romper. No echemos la culpa de su posible salida sólo al pianista. Hoy, después de sus partidos con la Sub-21, parece una herejía que esté más fuera que dentro la próxima temporada, pero parece que olvidan que este Europeo es eso, un campeonato Sub-21, y que si nos fijamos también en Fabián, éste parece un cruce entre Lampard y Gerrard, y puede que no sea tan grande el cohete. En estos torneos las distancias entre los buenos y los no tan buenos son abismales, luego las reduce el oficio.

Con respecto a lo de la opinión, si te lees la prensa holandesa nadie entiende que Odegaard no esté en el Madrid. Si te vas a la colombiana, no querer a James es casi una afrenta. Y en Dortmund parece una broma que hayamos cedido a Achraf dos temporadas para comprar a Odriozola. Esto es el fútbol, compañeros.

Mejor partir de la base de que hay jugadores que tienen talento, pero les cuesta sacarlo en los grandes equipos, y Ceballos puede que pertenezca a este grupo. Para atornillarse la blanca hace falta saltar del banquillo y ser mejor que el que has sustituido. Para llevar esa camiseta puesta es necesario salir y callar la boca a quien te da taquilla de reserva. Dani Ceballos no ha hecho ninguna de las dos cosas en el Madrid. Ni con Zidane, ni con Lopetegui, ni tampoco con Solari.

El Madrid no espera a nadie y la verdad es que yo del utrerano sólo recuerdo tres partidos de blanco en que sus prestaciones fueron parecidas a lo que estamos viendo en este Europeo. Y lo cierto es que en el Bernabéu hay que explotar con la mecha más corta. Hay más trufas debajo de las gradas que paciencia en ese mismo lugar.

También alguien puede decir que hace falta confianza para rendir al 100% y que por eso Dani tiene excusa. Claro, pero también es posible contestar que la confianza hay que ganársela, que no la regalan, y que tampoco un entrenador (que se juega la cabeza si no gana) se va a pegar un tiro en el pie por cabezonerías. Y aquí son ya tres los que han negado la mayor a Ceballos.

Y queda lo de creer en Zidane. Un entrenador al que se le ha pedido volver, y al que parece que hay que imponerle los nombres que dijo que no quería. Tres Champions y una Liga, en 30 meses, fijo que le carga más de razón que los que querían tenerla el año pasado. Sus razones tendrá, no le den más vueltas.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Real Madrid

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies