¡Síguenos!

Atletismo

Las cámaras indiscretas, censuradas tras la queja de algunas atletas

Dos velocistas alemanas denunciaron que se sentían incómodas por colocarse delante de las cámaras ubicadas en los tacos de salida. La IAAF controlará las imágenes y las destruirá cada día.

La IAAF anunció antes del Campeonato del Mundo que se disputa en Doha que las nuevas cámaras de televisión instaladas en los tacos de salida (las llamadas Block Cams) proporcionarían «ángulos innovadores en la competición». Pero esos ángulos no son del agrado de las deportistas que se colocan en los tacos, que se sienten «incómodas» al saberse enfocadas por un objetivo que apunta a sus zonas íntimas. Así se han manifestado, entre otras, las velocistas alemanas Tatjana Pinto y Gina Lückenkemper, lo que ha llevado a la IAAF a censurar las imágenes que ofrezcan dichas cámaras.

«No es cómodo ubicarse allí con unos pantalones cortos y esa cámara grabando», han comentado las deportistas, cuya queja ha sido transmitida a la Federación Internacional por la delegación alemana. Tanto Pinto como Lückenkemper, eliminadas en las rondas semifinales de los 100 metros, calificaron las cámaras como «muy cuestionables».

Las cámaras de la polémica, instaladas por pares en los tacos de salida en las pruebas 100 metros y 110 vallas, fueron presentadas el pasado 9 de septiembre. James Lord, el director de retransmisiones de la IAAF, declaró entonces que «las cámaras tradicionales solo mostraban la parte superior o lateral de las cabezas de los atletas cuando tomaban sus marcas, mientras las nuevas cámaras dentro de los tacos capturarán ese momento intenso justo antes de una carrera».

Después del compromiso alcanzado el domingo por la noche, los primeros planos de la pantalla grande solo mostrarán a los atletas agachados en sus bloques, momentos antes de salir corriendo. Los datos de video de las cámaras también se borrarán diariamente, según el mismo acuerdo.

Otra deportista alemana, Amélie Ebert, ha respaldado las quejas de las velocistas en declaraciones al diario Rheinische Post: «Yo era una nadadora sincronizada, con un traje ajustado, a menudo con solo mis piernas sobre el agua. Muchas veces me preguntaba por qué no teníamos derecho a ser consultados sobre qué imágenes se utilizarían».

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Atletismo

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies