¡Síguenos!
Rafa Nadal.
Rafa Nadal en su debut en Montecarlo / CORDON PRESS

Tenis

Montecarlo: fácil triunfo de Nadal camino del título 11º

El balear salió victorioso en su primer partido en el Masters 1.000 de Montecarlo tras imponerse a Aljaz Bedene por 6-1 y 6-3, y se cita en octavos de final con el ruso Karen Khachanov.

Llegó la hora. El rey del Principado estaba listo para seguir manteniendo su idilio con la arcilla monaguesca. Con una vestimenta naranja tan radiante como el sol que se reflejaba en la pista Rainiero III, Rafa Nadal estaba visiblemente contento por estar de vuelta en competición y más sobre su superficie predilecta, donde se ha cimentado una leyenda aún en crecimiento. “Se mueve de forma excepcional y sus golpes increíbles tiene más efecto en esta superficie. Además, tiene un aura que hace que el rival le vea como imbatible en arcilla«, Boris Becker ya lo dijo. Y así fue, el guion fue el esperado ante Aljaz Bedene. 

Nadal se adjudicó el primer set en 38 minutos, aprovechando los excesivos errores que condenaron al esloveno, y mostrando un tenis muy similar al exhibido en su regreso perfecto en Valencia hace unas semanas en los cuartos de final de la Copa Davis, tras haber estado dos meses alejado de las pistas, firme y rápido de piernas. El revés cruzado abierto y su derecha paralela fueron las dos armas empleadas por el número uno del mundo para demostrar su superioridad tanto táctica como física. A medida que la manga fue creciendo Bedene se fue soltando, aunque su reacción fue tardía, pesándole demasiado el 3-0 inicial. El español cerró con una dejada un set (6-1) en el que demostró estar en forma y recuperado de aquella lesión en su pierna derecha que le obligó a dejar el Abierto de Australia, aunque apenas fue exigido y rellenó con sobriedad la falta de brillantez.

El segundo set fue algo más costoso para un Nadal que apenas sudó en el primero. El comienzo de Bedene fue prometedor, llevándose el primer juego tras sobreponerse a una bola de break, para más tarde hacerle dos juegos en blanco al número uno del mundo. Pero el balear respondió con la firmeza y seguridad que acostumbra a mostrar cuando se siente a gusto, encontrándose seguro con su saque sobre el polvo de ladrillo monegasco. Los errores del tenista de 28 años parecieron esconderse en el segundo set, quitándose poco a poco la presión de tener en frente al rey de la tierra batida, que pisó el acelerador para plantarse en la siguiente ronda. Se alzó con el 4-3 gracias a un break, siendo el tramo final más sencillo para el diez veces campeón de Montecarlo, que demostró una vez más conocer el terreno del distrito de Mónaco como el salón de su casa. Remontó sin apenas despeinarse un juego que se le había puesto cuesta arriba, para más tarde adjudicarse el triunfo después de que Bedene salvase tres bolas de partido, errando la definitiva a la red. 

Con buenas sensaciones, y sobre todo con confianza, el manacorí cumplió las expectativas en su debut en Montecarlo. Ahora buscará una plaza en cuartos de final ante el ruso Karen Khachanov, que venció al francés al frandés Gilles Simon por un doble 6-2.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Tenis

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies