El resurgir físico de Cristiano para la final de Kiev - Real Madrid - A la Contra
¡Síguenos!

Real Madrid

El resurgir físico de Cristiano para la final de Kiev

Desde que se lesionó hasta la final quedaban exactamente 20 días. Aquí voy a desmenuzar todo el proceso que le va a llevar a resurgir.

En quince días se celebrará el partido más importante de la temporada futbolística: la final de la Champions. El Real Madrid y el Liverpool rememorarán la final de 1981, en la que perdieron los blancos por 1-0. En esta ocasión los dos equipos se clasifican con motivaciones muy diferentes. Para los ingleses, acceder a esta final es una gran ilusión cumplida, pues nadie contaba con ellos para llegar tan lejos. Había mejores plantillas en la competición, tanto a nivel individual como colectivo. En el caso del Real Madrid entrar en la final era obligado tras perder la Liga y caer en la Copa; ganarla justificaría la temporada.

El Madrid ha tenido un año muy irregular con subidas y bajadas de rendimiento y con un denominador común: la dependencia de Cristiano y sus goles. El portugués no empezó muy bien, no obstante, al llegar las eliminatorias de la Champions su rendimiento mejoró ostensiblemente. Las rotaciones de Zidane surtieron efecto y su nivel físico progresó de manera notable.

Sin embargo, el fútbol a veces es cruel y Cristiano se lesionó en el reciente Barça-Madrid. En una pugna con Piqué para hacer gol se dañó el tobillo derecho. Entonces saltaron las alarmas en el Bernabéu, pero los médicos tranquilizaron a la afición madridista con un mensaje claro: “Llegará a la final. Es un esguince leve”.

Desde que se lesionó hasta la final quedaban exactamente 20 días. Desde mi experiencia voy a desmenuzar todo el proceso que va a llevar Cristiano para que el resurgir físico que experimentó en las últimas fechas no se vea mermado por este percance. A pesar del error que cometió su entrenador al mantenerlo en el campo un tiempo innecesario.

El objetivo primordial en los primeros siete días era conseguir los tres pilares básicos de la articulación del tobillo: movilidad, estabilidad y potenciación. De esta manera se garantiza una adecuada transmisión de fuerzas hacia el pie durante la carrera y el golpeo.

En los trece días restantes se deben optimizar las capacidades físicas que han hecho de Cristiano un atleta que juega al fútbol. En primer lugar, su fuerza relativa, entendida por la potencia que desarrolla por kilo de peso corporal. Cuestión imprescindible en el salto de cabeza y cuando cuerpea con los rivales. Su velocidad de reacción, la respuesta motora (movimiento) a un estímulo (balón) debe ser eléctrica para el pase, el control y el golpeo. Su velocidad de desplazamiento en el menor tiempo posible para recorrer espacios de 10-15 metros en 2-3 segundos.

Ya hemos conseguido la adaptación estructural de su fibra rápida (fast twich), que heredó genéticamente pero que a lo largo de su carrera profesional ha tenido la preocupación constante de mejorar día a día con sesiones de entrenamiento muy intensas, en la mayoría de los casos fuera de los focos mediáticos.

El último paso es la adaptación funcional. Trata de mejorar su Volumen de Oxígeno Máximo; debido a la inactividad ha podido perder entre el 6 y el 8%. Esto lo conseguirá con carreras en todas direcciones con balón y sin balón con una duración entre 10 y 20 segundos y con una intensidad entre el 70 y el 85 % de su frecuencia cardiaca máxima. Las recuperaciones activas han de efectuarse sin sobrepasar los 30 segundos. Estos esfuerzos deben ser repetidos un número indeterminado de veces.

Así conseguirá que su frecuencia cardiaca sea capaz de afrontar la alta intensidad propia de la final de la Champions porque su recuperación será tan rápida entre esfuerzo y esfuerzo como un abrir y cerrar de ojos.

Veremos al mejor Cristiano Ronaldo en Kiev, estoy convencido. Desde el primer momento de su lesión ante el Barça su cabeza y su corazón han estado concentrados en hacer lo imposible para recuperar la frescura física que exhibió en la final del año pasado.

Los GRANDES resurgen SIEMPRE en las grandes finales.

El Profe José Luis San Martín fue preparador físico durante 37 años en el Real Madrid, ocho de ellos al frente de la primera plantilla. Puso las pilas al Madrid Galáctico en su papel de recuperador de lesiones. Ahora será el referente de A la Contra como experto en salud deportiva y nos aconsejará cómo llevar una vida más sana a través del ejercicio físico.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio
Anuncio

Más en Real Madrid

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies