¡Síguenos!

Fútbol

Amberes 1920: cuando España fue subcampeona del mundo

Juegos Olímpicos de Amberes: la retirada de Checoslovaquia en la final ante Bélgica permitió que España acabara como subcampeona.

Existe una tradición futbolística consistente en poner estrellas junto al escudo de la camiseta para recordar al rival los títulos conquistados antes de cada partido. Se hace a nivel local en la liga italiana (una estrella por cada 10 ligas) y alemana (una estrella/tres ligas, dos estrellas/cinco ligas, tres estrellas/diez ligas y cuatro estrellas/20 ligas). También a nivel europeo, donde se entrega el Badge of Honour (en la manga) para aquellos clubes que han ganado la Copa de Europa o Champions League en más de cinco ocasiones. Y en el caso de las selecciones, los que fueron campeones del mundo adornan el escudo de su federación con cinco estrellas como Brasil, cuatro como Italia y Alemania, dos Argentina y una Inglaterra, Francia y España…

¿… Y Uruguay? Los orientales del Río de la Plata ganaron el título mundial en 1930 y de 1950, pero en vez de dos, lucen cuatro estrellas en su camiseta celeste. Alguien podría argumentar que el de 1950, el del Maracanazo, vale por tres. No le faltaría razón. Pero, en realidad, las otras dos estrellas corresponden a los denominados Torneos Olímpicos de Fútbol de 1924 y 1928, ya que ambos campeonatos fueron ganados por los charrúas, quienes así presumen de ser tetracampeones del mundo.

Tienen su parte de razón: en una época en la que no existían Mundiales ni Eurocopas, y cuando aún la Copa América apenas había celebrado tres ediciones, la competición que determinaba al mejor equipo del mundo eran los Juegos Olímpicos. No era una afirmación de barra de bar, sino que la propia FIFA así lo reconoció tras la propuesta del joven representante de la Federación Francesa de Fútbol que fue aprobada en el Congreso de 1914: “Bajo la condición de que el Torneo Olímpico tenga lugar de acuerdo a las regulaciones de la FIFA, éste será reconocido como el campeonato mundial de fútbol”. Ese joven francés, de nombre Jules Rimet, tuvo que esperar hasta 1920 en Amberes para ver al que fue designado como Primer Campeonato Mundial de la FIFA puesto que la Primera Guerra Mundial suspendió los que habían de ser los siguientes Juegos en Berlín en 1916.

Y sería el anfitrión, Bélgica, quien se proclamó primer campeón del mundo de la FIFA tras una controvertida final frente a Checoslovaquia que apenas duró 40 minutos: con 2-0 para los locales, tras un penalti dudoso y una expulsión rigurosa, los rivales abandonaron el campo como protesta por «la persecución arbitral». Una retirada que privó a los checoslovacos del subcampeonato ya que supuso su expulsión del torneo. De este modo, el subcampeón fue nada más y nada menos que la selección española de Zamora, Samitier y Pichichi quienes en el partido por el tercer y cuarto puesto (que a la postre pasó a ser por el segundo) derrotaron premonitoriamente a Holanda por 3 a 1, con los goles de Sesúmaga y, cómo no, de Pichichi.

Hasta el gol de Iniesta en Johannesburgo hace ya 8 años, se solía recordar la participación de la Selección española en el Mundial 1950 en Brasil como su mejor actuación: tras el gol de Zarra a los ingleses, España se coló entre las cuatro mejores del campeonato. Un cuarto lugar que parecía insuperable cuando la realidad era que ya se había superado 30 años antes. Es hora pues de reclamar, el subcampeonato del mundo de España de 1920. Y, ya puestos, una estrella para la camiseta belga antes de su debut mundialista frente a Panamá.

Una vida de extremo a extremo: de los secarrales de Castilla a la húmeda yunga tucumana. De Perico Alonso a Messi. De la ingeniería al cine. De la A de Argentina a la Z de Zambia.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Fútbol

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies