Eurovisión no es racional | Música | A la Contra
¡Síguenos!

Música

Eurovisión no es racional

Israel ganó Eurovisión con una canción moralizadora, contra el acoso. Podría tratarse de una elogiable autocrítica viendo cómo trata a Palestina, pero no.

Netta Barzilai, cantante por Israel, campeona de Eurovisión 2018 | @eurovision_rtve

Ganó Israel, una de las favoritas. Se impuso en la batalla final del televoto a Chipre, la otra gran candidata. 529 frente a 436 puntos. Israel salió vencedora con Toy, una canción moralizadora con frases como “no soy tu juguete, eres un chico estúpido, te derribaré”. Ganó un país con una canción feminista y en contra del bullying, es decir, contra el acoso, mientras en su territorio no predica con el ejemplo. En Israel, no hay lugar para el buenrollismo. Podría tratarse de una elogiable autocrítica viendo cómo trata a Palestina, exterminándola, pero no. Así que el año que viene, la fiesta de Eurovisión se traslada a un país especialmente conflictivo, sumido en un guerra interminable, que esta misma mañana ha bombardeado la Franja de Gaza. Pero la culpa no es de Israel, ni de Netta Barzilai, la vocalista, sino de quien deja participar a un país que atenta contra los derechos humanos; y después, de quienes lo votan.

No se puede pensar en Eurovisión como algo racional. Salvo en una ocasión. El año pasado, se produjo un oasis en medio de tanto fuego de artificio. Ganó una balada portuguesa de buen gusto musical, Amar pelos dois, interpretada por una persona totalmente contraria, incluso estéticamente, a lo que supone el certamen, Salvador Sobral. Su historia sobrecogió entonces a Europa y lo volvió hacer en la noche de ayer. Sobral, un año después, y tras superar una complicada operación en el corazón, reapareció sobre el escenario de Eurovisión. Su actuación supuso, acompañado por su ídolo, el cautautor brasileño Caetano Veloso, de nuevo un refugio entre tanta hipocresía. Hablamos de dos Europas distintas, también musicalmente, si comparamos las victorias de Salvador y Netta. El mismo cantante portugués llegó a decir sobre Toy que se trata de una canción “horrible”. Lo dicho, Eurovisión no es racional, todo lo contrario: un concurso bajo el seudónimo de Festival de la Canción que no valora precisamente cuál es la mejor. Lo de Portugal en 2017 fue un espejismo.

Los eurofans también se rieron de Almaia (Alfred García y Amaia Romero) y de Tu canción, con los escasos votos (61), pero también a través de las redes sociales. “Les doy un mes”, “todos los que ven Eurovisión están solteros, esa es la cuestión” o “¿Cómo se dice en español idos a un hotel?”. Espectadores del resto del continente, pero también de España. Porque claro, si ni quiera nosotros apoyamos a los nuestros, cómo nos van a querer fuera, para una vez que no hacemos el ridículo (como el esperpéntico gallo de Manel Navarro, o el vergonozoso Baila el chiki chiki de Rodolfo Chikilicuatre). Suele pasar, es un mal endémico. La representación española quedó en 23º lugar de 26. Nada nuevo. En la puesta en escena no hubo precisamente fuegos artificiales, solo sentimiento. Que haya sido una actuación con demasiada dosis de azúcar es discutible (tampoco entiendo por qué eso tiene que ser algo negativo), pero vocal y técnicamente estuvo bien ejectuada, sobre todo por parte de Amaia. Y eso, tratándose de una candidatura española, es casi una excepción.

 

 

Periodista vigués. No trabaja en el Daily Planet, ha estado en el decano de la prensa nacional y ahora va A la Contra, buscando siempre la mejor opción. Colabora con Radio Marca. Su debilidad no es la kryptonita, sino la Cultura y el Deporte, pero en el buen sentido. No vive en Smallville. Su nombre no es Clark Kent, tampoco es Superman, solo es periodista. Le tiene mucho respeto al crío que fue y no le piensa defraudar.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Música

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies