¡Síguenos!

Real Madrid

Variantes tácticas con Hazard en el campo

La presencia de Casemiro, Kroos, Modric, Isco, Benzema, Jovic y Hazard obliga a Zidane a tener que mandar a uno de los siete al banquillo en cada partido.

Hazard es un jugador fantástico con un enorme abanico de virtudes que sin duda le convertirán en la pieza fundamental del nuevo Real Madrid, independientemente del esquema y estilo de juego que busque Zidane.

Como el francés no nos ha dado ni una sola pista en los últimos once partidos de Liga, nadie sabe qué plan tiene Zizou, si habrá cambios en el dibujo o en el estilo de su nuevo proyecto, pero algo está claro: el juego va a estar muy condicionado por la presencia de Hazard.

Al belga le hemos visto sobresalir en el Chelsea, pero en unos equipos con estilos muy distintos (Mou, Conte, Sarri), y ser el líder de la Bélgica de Roberto Martínez. Con él y su rendimiento parece que hay pocas dudas. Sin embargo, me parece que se abren grandes interrogantes sobre el papel de algunos jugadores de la plantilla.

Que Zizou mantenga intacto en la plantilla a su medio campo, tres veces campeón de Europa —Casemiro, Kroos, Modric e Isco— y que siga su delantero centro Karim, futbolista que con él ha sido siempre titular indiscutible, más la llegada de Jovic —fichaje suyo— nos habla posiblemente de un Hazard como extremo izquierdo, más o menos falso, pero extremo izquierdo.

La presencia de estos siete jugadores —Casemiro, Kroos, Modric, Isco, Benzema, Jovic y Hazard— obliga a Zidane a tener que mandar a uno de los siete al banquillo cada partido, eso sin contar con que lleguen Eriksen, Pogba o los dos, en cuyo caso no hay más que sumar y ver qué trío de futbolistas se sentaría cada domingo en el banquillo. Isco, Vinicius y Asensio están señalados; Brahim y Rodrygo en stand by.

¿Qué va a pasar con Isco con la llegada de Hazard? Hay que valorar que, pese a su malísima temporada, Isco es un talentazo y ha sido fundamental en la conquista de las últimas cuatro Champions del Madrid, siendo pieza básica para Zizou en su anterior etapa, ya fuese como titular o como primer recambio del centro del campo.

Durante sus seis temporadas en el equipo blanco le hemos visto jugar en varias posiciones y con diferentes rendimientos.
Como interior izquierdo lo vimos más en la etapa de Ancelotti y muy poco, solo en momentos muy puntuales, con Zidane. ¿En esta posición chocaría con Hazard? Chocar no, pero no es una posición en la que Isco se encuentre cómodo. Además habría que ver cómo mezclan dos jugadores con gustos similares a la hora de buscar las zonas donde moverse y tener el balón, más si Marcelo es el lateral en esa banda. No parece esa una opción para Isco, que ahí sufre mucho físicamente, ya que le obligaba a un retorno defensivo que no tiene.

Como media punta en el 4-3-1-2 de Zizou es donde creo que Isco se encuentra más cómodo, pero todo apunta a que es una de las dos posiciones donde Zidane va a colocar al belga, tanto si juega con un doble 9, como si busca velocidad en banda con Vinicius. En ambas opciones Isco estaría fuera del once. Y con Isco de mediapunta y Hazard de segunda punta sus zonas de influencia serían idénticas.

Como falso extremo izquierdo, posición en la que para mí ha sido más determinante el malagueño, no parece que vaya a tener sitio, ya que todo apunta a que allí jugará Hazard.

La verdad es que por físico creo que el juego de Isco debería haber evolucionado como interior organizador, al estilo del Cazorla del Arsenal, pero compartir equipo con Kroos lo ha impedido. En resumen: veo realmente complicado su convivencia con Hazard, porque ambos tienen un mapa de calor muy parecido. A mí me parecen mucho menos compatibles Isco y Hazard que la posible asociación de Hazard con Vinicius.

De nuevo la duda nace de los incoherentes once partidos de Zizou esta temporada. Encuentros en los que el francés no ha dado ni una pista de su plan para este próximo curso. En esos once encuentros Vinicius ha tenido un papel residual y todo sugiere que Zidane ve con ojos dudosos a la gran promesa blanca de esta año.

Con la llegada de Hazard es evidente que el entrenador tendrá que potenciar tácticamente al belga y puede que Vinicius sea un daño colateral. Sabemos que Hazard tiende a jugar de falso extremo izquierdo, lo que complica la entrada en el once al brasileño.

Tal y como está la plantilla, Vinicius es el único jugador del Madrid capaz de intimidar al contrario por su velocidad y potencia, el único capaz de agredir al rival desde la distancia, el único que atemoriza desde 40 o 50 metros, bien a base de conducción o de desmarques al espacio.

Tengo mucha curiosidad por saber qué papel le dará Zidane en su nuevo plan, pues hay voces que hasta hablan de una posible cesión. Lo que parece es que el brasileño no es camiseta puesta en el once de Zizou. ¿Cuál será su rol? ¿Agitador de los últimos minutos? ¿Probará a Vinicius y Benzema en punta en un 4-3-1-2 con Hazard por detrás de ambos? Si Zizou piensa en Hazard como extremo izquierdo, el futuro de Vinicius se oscurece, ya que nunca le hemos visto en el Madrid jugando por la derecha, banda a la que también opositan Asensio y Lucas Vázquez, jugador este que se ha ganado cada minuto que ha jugado, sin olvidarnos de Rodrygo y Brahim.

De entrada no parece que se le plantee un año fácil al extremo brasileño. De hecho, no pinta un año fácil a ninguno de los dos jóvenes talentos brasileños.

Si pensamos en una banda izquierda con Hazard/Vinicius, y con el belga e Isco para la media punta, sin olvidarnos de Modric, para Asensio solo queda una opción, la banda derecha. Asensio es un jugador sin definir que en estos dos últimos años nos ha creado muchas dudas. Para este próximo curso parece que solo le queda la opción de entrar en la banda derecha, pero el trabajo silencioso y útil de Lucas Vázquez en esa banda le han terminado por llevar a la titularidad sentando a Asensio en el banquillo. Y tengamos en cuenta que ahora se suma al Madrid una joya brasileña, Rodrygo, y un Brahim que ha mostrado cosas muy interesantes.

Lo que es evidente es que la apuesta por el mallorquín y su rendimiento este año han sido una gran decepción, por eso hay serias dudas sobre su futuro. Asensio ha dejado de ser una promesa para empezar a ser una realidad, lo malo es que en este momento esa realidad es bastante desilusionante. Si la liga 2018-19 era la de su confirmación y salió como salió, la 2019-20 parece que será su última bala.

Su potencial, su talento, y su golpeo de balón —lo único no discutible en el jugador a día de hoy— hacen que sea casi obligatorio enfocar a Asensio como un delantero próximo a la finalización, por mucho que su disposición a jugador total lo haya inclinado a veces a acercarse más de lo que debe al balón. Su realidad, cada día más dudosa, nos habla de un jugador que, con Hazard en el campo, solo encuentra espacio de extremo derecho.

Tres nombres muy importantes y un futuro oscuro.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Real Madrid

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies