¡Síguenos!

Fútbol

Jadon Sancho, ¿la estrella que viene?

Tras lo visto en la Supercopa alemana todo lo que mostró el año pasado empieza a confirmarse. Sancho va a ser uno de los nombres del futuro.

Fichado en el 2015 por el City para sus categorías inferiores, su paso por los equipos Sub-18, Sub-19 y Sub-23 fue fulgurante. Todo apuntaba a estrella del universo Guardiola, pero sorprendentemente en 2017 Sancho decidió no renovar con el City y con apenas 17 años apostó por el Borussia Dortmund por su política de integrar jóvenes en el primer equipo, según declaró el propio jugador.

Dos años después, Sancho es uno de los 3 o 4 jóvenes valores que apuntan a ser referencia en el futbol europeo esta década.

Futbolista de gran calidad técnica, Jadon Sancho es futbolista de banda, extremo de los de pegado a la cal y siendo diestro su mejor rendimiento, pese a nacer futbolísticamente en una época de extremos a banda cambiada, llega desde la banda derecha.

Tenemos que asumir que hablamos de un jugador de apenas 19 años, es decir, un futbolista en proceso de formación, con lo cual su posibilidad de transformarse en un delantero más total y que pueda jugar en todo el frente del ataque es más que posible, pero lo que resulta indiscutible es que tal y como le hemos visto ayer ante el Bayern, hablamos de un futbolista absolutamente diferente, rápido, intuitivo, ágil , vertical y sobre todo, un futbolista que hace cosas diferentes cuando le llega el balón.

En la Supercopa alemana que ganó el Dortmund, Sancho demostró que con su edad hay pocos futbolistas que apunten tan alto como él.

Como ya hemos dicho, Sancho actúa como extremo derecho y sorprende su madurez táctica; es un futbolista que sabe esperar abierto, que no abusa del regate pese a ser un gran driblador, que al jugar en su perfil natural finaliza sus jugadas con pases o centros, lo que le obliga a jugar muy pendiente del finalizador o de los llegadores de segunda línea. Inteligente en el contragolpe, su velocidad sin balón y su gran primer control hacen de él un asesino a la contra.

Hablamos de un talento natural para el regate y el cambio de ritmo, un gran desafiador en el uno contra uno, que sabe manejarse abierto a banda y/o entre líneas y al que de momento no se le baja la persiana delante de la portería como a Vinicius.

Este año va a ser muy importante para Jadon. De momento su comienzo no ha podido ser más exitoso, veremos si todo lo que apunta se confirma. Personalmente creo que su decisión de jugar en Alemanía, en otro fútbol, va a hacer de él un futbolista más completo y, sobre todo, más inteligente, lo que le diferenciará de extremos como Theo Walcott, Aaron Lennon, Oxlade-Chamberlain, o incluso Sterling, típicos jugadores Premier que cuando los veías con la pelota en el pie, parecían destinados a convertirse en jugadores capaces de marcar la diferencia en la élite y que al final todos, a excepción de Sterling, se han quedado en buenos jugadores sin más.

Hoy Jadon es más un jugador de complemento que la referencia ofensiva de un equipo. Si no se equivoca, si sigue creciendo, si le suma a su fútbol más juego interior y más finalización, algo perfectamente posible con sus cualidades, el inglés en un par de años puede ser un jugador élite mundial.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Fútbol

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies