¡Síguenos!

Tour de Francia

Sobre Landa y Curro Romero

Nada habría tan extraordinario como que Mikel Landa intentara el asalto al Tour. Es una opción remota, pero es una rendija por la que merece la pena asomarse.

Lo que convierte en extraordinario un evento, deportivo o amoroso, es la expectativa. Que el evento en cuestión cumpla en última instancia con las expectativas es casi un detalle menor, dado que ocurre muy pocas veces por la pura definición de lo extraordinario. Hay una frase que describe perfectamente lo que pretendo explicar: “La vida es como el café, nunca sabe tan bien como huele”. La leí en un libro de José Luis Garci (Noir) y la pronunciaba una actriz que no recuerdo en una película que tampoco memoricé. Pero ahí está todo, en el aroma.

En los próximos tres días el Tour de Francia afrontará tres etapas de alta montaña que decidirán la carrera. La posibilidad de que ocurra algo extraordinario nos convocará a todos los amantes del ciclismo y espero que a un buen número de simpatizantes, aunque creo que todos sabemos que la estadística juega en nuestra contra. A cuatro días de la conclusión, las fuerzas de los corredores andan ya muy mermadas y es difícil que se produzcan ataques desde lejos y más complicado aún que prosperen. Sin embargo, la mínima posibilidad de que suceda algo especial es la que nos convoca porque más terrible que ser decepcionados resultaría perderse una etapa formidable. Cuentan que un aficionado a los toros seguía a Curro Romero por las plazas de España con la esperanza de ver un pase celestial, y cuantos más kilómetros recorría, más tenía que recorrer, no fuera ocurrir el milagro en su ausencia. Pues esto es lo mismo.

A ojos de un seguidor español (incluso tailandés), nada habría tan extraordinario como que Mikel Landa intentará en estos días el asalto al Tour. Es una opción remota porque tiene cinco minutos perdidos y seis ciclistas por delante. Pero es una rendija por la que merece la pena asomarse durante unas horas. Y he utilizado el verbo “intentar” porque con eso bastaría para multiplicar la expectación, para hacernos soñar un rato y para alegrarnos el día. Volvemos al principio: la felicidad está en el aroma.

Con independencia de Landa, la carrera incorpora una emoción nunca vista, al menos en los últimos 34 años. Un francés lidera la carrera con el único objetivo de resistir y otro asedia el liderato con la única misión de remontar. Entre ellos, un galés, un colombiano y un holandés. No es un chiste, aunque bien podría ser un argumento de Agatha Christie, cambien al mayordomo asesino por las montañas criminales, aderezadas esta vez con un calor asfixiante.

Como la expectación devora el pasado más reciente, haremos una reseña mínima de la víspera: Mario Trentin ganó en Gap al culminar una fuga que acogió a 34 rebeldes. Nada más. Ningún ciclista a excepción de los escapados pensó en otra cosa que no fueran las montañas, atrapados todos por un tipo de expectación que no es tan diferente a la nuestra. En sus cabezas también se imaginan lo extraordinario y hasta fantasean con la posibilidad de ser ellos los protagonistas, aunque es casi imposible, y lo saben, pero también lo era el pase celestial hasta que Curro, una tarde, lo volvió a dar.

Periodista, ciclista en sueños, cronista de variedades y cinéfilo (sector La La Land). Capitán del equipo para que le dejen jugar. Después de tantos años, sigue pensando que lo contrario del buenismo es el malismo. Fue subdirector del diario AS y colabora con El Transistor de Onda Cero. Ahora se lanza a esta aventura de 'A la Contra' porque cree que hay que hacer cosas. Y esta tiene buena pinta y le apetece mucho.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Tour de Francia

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies