¡Síguenos!

Fútbol

Los Mundiales de antes eran mejor

Si hay algo que ha quedado confirmado en este Mundial es la importancia que el concepto de equipo tiene en un deporte de equipo.

Mi primer recuerdo de un Mundial de fútbol se remonta al año 82. A una final que vi en un pueblo de Ávila junto a mi padre y unos cuantos vecinos. En mi memoria queda poco de aquel partido pero hay tres cosas que siguen agarradas ahí. La celebración del gol de Tardelli, la alegría de Sandro Pertini y una frase de mi vecino. «Qué Mundial más aburrido, los de antes eran mejor». Recuerdo bien esa frase porque es exactamente la misma que he vuelto a escuchar en todos y cada uno de los mundiales que han venido después. Siempre hay un vecino (cuñado, en terminología moderna) que me alerta de ello.

Estuve convencido durante muchos años de que tenían razón. De que hubo un tiempo, anterior a mí, en el que la selección brasileña jugaba como los Globetrotters, los buenos equipos tenían el 120% de la posesión del balón, los partidos eran todos muy emocionantes y sólo se podía llegar a semifinales si metías gol de tacón. Ya no. Ya no me lo creo. He vivido lo suficiente como para haber estado en Mundiales «de antes» y saber que no fueron así.

Decía Voltaire que el secreto de aburrir a la gente consiste en decirlo todo y creo que por ahí van los tiros. El Mundial 82 no fue ese resumen de cinco minutos que tiene millones de visitas en Youtube y al que aluden los coleccionistas de nombres de jugadores o los arqueólogos de la estética. Fueron 52 partidos, más de 4680 minutos, en los que, como en la vida, pasó de todo.

He leído por ahí que el Mundial de Rusia ha supuesto la muerte del fútbol de posesión y la vuelta al modelo especulativo. Más allá de lo pretencioso de una frase que, para mí, cabalga entre el eslogan político y La Hora Chanante, creo que no es verdad. Conscientes de que es sólo mi opinión (y de que es tan buena como cualquier otra) mi sensación es que ni el fútbol de posesión dominaba nada, ni era tendencia, ni está muerto, ni existe eso que con cierta soberbia denominan «fútbol especulativo», ni este mundial es reflejo de ningún cambio de tendencia que no se hubiese producido ya, ni todo es una cuestión de cara o cruz.

El problema es que una gran cantidad de analistas deportivos (y aficionados) han decidido reducir el fútbol a un resumen de televisión. Desde que se ha puesto de moda esta especie de analista Youtuber, que sólo valora los segundos de espectáculo que puedan servir para montar un vídeo publicitario, el fútbol ha pasado a ser otra cosa. Otra que no me gusta. Lo importante ya no es ganar sino ganar de una determinada forma. Las temporadas ahora se simplifican en un único partido. Ese que ve todo el mundo. Los estilos de juego no son entes vivos sino modos de vida excluyentes. Los equipos (y las selecciones) no existen sino que se asimilan a un determinado jugador mediático, que además debe ser obligatoriamente miembro de alguno de los dos o tres equipos que cortan el bacalao.

Si hay algo que ha quedado confirmado en este Mundial es la importancia que el concepto de equipo tiene en un deporte de equipo. Algo que puede parecer Perogrullo pero que, por alguna razón, importuna a estos analistas Youtuber. Se ponen como Gremlins comiendo después de las doce de la noche cuando no son capaces de rescatar un nombre rimbombante o un cañito.

Mientras los moradores de tertulia aparecen cariacontecidos por no ver más de tres carreras y un taconazo de Mbappé, la sinécdoque de Francia, otros salimos impresionados por el gran Mundial de Pogba. Rendidos a la evidencia de que Deschamps tenía razón. Mientras unos trataban de vestir a Modrić con lentejuelas para meterlo apresuradamente en ese circo mediático de ver quién la tiene más larga (un circo que se había quedado huérfano), otros aplaudíamos el gran trabajo táctico de una selección croata (ojo a este Zlatko Dalić) de la que todos nos hemos enamorado un poquito.

Equipo. Esa es la gran reivindicación del Mundial de Rusia. Equipo fue Rusia y equipo fue Uruguay. Equipo fue Dinamarca y Suecia y Japón y también Inglaterra. Por eso les fue bien. Equipo fue Francia y por eso, entre otras cosas, son los campeones.

Se acabó el Mundial y llega el tiempo de las conclusiones. Unos, los franceses, trataran de consolidar esa colección de adolescentes francoafricanos, comandados por Griezmann, y que tan buena pinta tiene. Otros, los demás, tratarán de hacer balance y rearmarse. Los croatas encontrando una generación que pueda sustituir a ésta, gloriosa, que se les va. Los belgas apuntalando ese par de detalles que faltan en una casa sólida y bien amueblada. Los ingleses tratando de trasladar al campo todo lo que ya funciona bien fuera de él.

¿Y los equipos Estrella? Pues tendrán que hacer ejercicio de contrición y empezar por reconocer su enfermedad. Brasil y Alemania asumiendo que, por mucho que así lo crean, ya no dominan la fiesta. Argentina tendrá que poner los pies en el suelo y convencerse de que los equipos se construyen desde el colectivo y no desde las individualidades. Italianos y holandeses habrán sabido aprovechar el quedarse sin recreo y España, que sigue viviendo con un pie en 2010 y otro en las fantasías de los que les llevan los asuntos, tendrá que tirar de humildad (difícil), asimilar los nuevos tiempos y construir el siguiente equipo sin hipotecas abusivas con el pasado.

Se acabó el Mundial. Un mundial que, ahora me doy cuenta, he disfrutado mucho.

Sean felices durante el verano que acecha. Seguro que volveremos a vernos.

Se hace llamar "escritor intruso", pero ya se está convirtiendo en escritor de cabecera. Alimentó un blog en torno al Atleti (“Y los sueños, sueños son”) desde 2007 a 2017 así como otros blogs clandestinos sobre música, cine, series y política. Además, es compositor, cantante, guitarrista y teclista de los 'Happy Losers'. También ha publicado discos en solitario bajo el pseudónimo de Lukah Boo. Entre otras rarezas tiene un título de Ingeniero Industrial firmado por el Rey.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Fútbol

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies