¡Síguenos!

Baloncesto

Antonio Martín y Paco Monjas ya fueron protagonistas hace 30 años del ‘escándalo Neyro’

El actual presidente de la ACB jugaba en el Real Madrid en el que se calificó como el mayor “atraco” a los madridistas en una cancha de baloncesto. Monjas, ahora director de arbitraje, era el asistente del polémico Neyro.

Mientras todavía colea la polémica arbitral por la final de la Copa del Rey de baloncesto, es buen momento para recordar uno de los mayores escándalos arbitrales que vivió la ACB. Sucedió hace 30 años en el quinto y último partido del playoff por el título de liga y los actores principales fueron los mismos, Real Madrid y Barcelona. El nombre del árbitro Juan José Neyro ha pasado a la historia por ser protagonista de uno de los arbitrajes más controvertidos que se recuerdan: el quinteto inicial del Real Madrid (Petrovic, Biriukov, Rogers, Antonio Martín y Fernando Martín) fue eliminado por cinco faltas personales y el equipo blanco terminó con cuatro jugadores sobre la pista. 

Neyro pitó los tres partidos impares de aquella serie, los que perdió el Madrid. El primero lo ganó el Barça por 25 puntos de diferencia (94-69). El panorama era desolador para los madridistas, ya que medio equipo estaba lesionado. Fernando Martín no disputó ningún minuto por fuertes dolores en la espalda, Romay tan solo participó cinco minutos y Johnny Rogers y Antonio Martín jugaron con diferentes achaques.

Los fisioterapeutas del Real Madrid trabajaron a destajo para sanar al mayor de los Martín. Y lo consiguieron. En el segundo partido, también en el Palau, Fernando consiguió secar a la ofensiva catalana, pero fue eliminado por faltas con 72-64 para los culés y diez minutos por delante. Fue en aquel instante cuando emergió la figura de Drazen Petrovic. El croata se echó el equipo a la espalda y el Real Madrid se llevó el segundo encuentro gracias a un parcial de 9-24 (81-88).

La serie llegó a Madrid. El club blanco jugaba en el viejo Palacio de los Deportes (aforo de 13.700, por los 17.500 actuales). Ante su público, el Real Madrid realizó una de las peores primeras partes de la eliminatoria (30-59). El equipo de Lolo Sáinz recortó la diferencia hasta los trece puntos a falta de seis minutos. Pero no fue suficiente. El Barça venció por 86-100 y se quedó a un solo triunfo del título.

Dos días más tarde, en el mismo escenario, el Barça tuvo su primer match ball. Petrovic se encargó de calentar el ambiente. “Las claves son el factor cancha, una gran defensa y la presencia de Fernando Martín, que es fundamental para el equipo… Es hora de que los Ultra Sur del fútbol se pasen por el Palacio. El apoyo del público es fundamental y nuestra cancha solo ha estado caliente dos o tres veces esta temporada”.

El Palacio se convirtió en una olla a presión y Petrovic canalizó aquella energía en genialidad. Al croata le dio igual la exclusión por faltas de Fernando Martín. Tampoco se puso nervioso cuando los blaugrana remontaron 11 puntos y se pusieron por delante en el marcador. Ni siquiera se inmutó cuando Epi anotó su punto número 30 del partido. Dos triples consecutivos más una canasta al límite de la posesión a falta de 15 segundos, sentenciaron al Barcelona por 88-87. Petrovic terminó con 42 puntos (8/11 en triples). El primer match ball había sido salvado. Había que volver a Barcelona.

En el quinto partido se desencadenó la polémica. El Real Madrid llegó al descanso con ventaja (50-53), aunque cargado de faltas (Petrovic, Fernando Martín, Antonio Martín y Rogers tenían tres). En la reanudación continuó la sangría de personales. El partido terminó con cuatro jugadores blancos sobre la cancha y con un Epi desbocado, al estilo Petrovic, celebrando a lo loco la tercera liga consecutiva del Barcelona. Neyro pitó 42 faltas contra el Madrid y 17 contra el Barcelona. Quienes defienden la tesis de un arbitraje tendencioso, recuerdan un incidente, tres años antes, entre Petrovic y Neyro cuando el croata jugaba en la Cibona. Tras discutir con el colegiado, Drazen le escupió.

Tras el partido la indignación blanca fue enorme. Biriukov se manifestó así: “El arbitraje ha sido una vergüenza, un auténtico robo y estamos indignados. El Barça debería poner junto a la copa una estatua a Neyro y a Monjas“. Fernando Martín estaba igualmente desquiciado: “El marcaje que le han hecho a Petrovic tenía licencia para matar, mientras que a nosotros nos han pitado unas personales escandalosas”. Romay añadió: “¿Tres ligas consecutivas del Barça? Desde luego que así todas las que quieran”. El presidente Ramón Mendoza, de vacaciones en Galicia, fue más comedido: “Aguantamos bien la primera parte, pero en la segunda, entre las lesiones y las numerosas faltas nos quedamos sin equipo”.

Un día después de que el Barça se hiciese con su tercer título consecutivo de ACB, el presidente del comité arbitral, Jose Sancha, valoró la actuación de los colegiados. “El arbitraje de Neyro y Monjas me pareció valiente y, en absoluto, vengativo. Claro que tuvieron errores pero, desde luego, menos que los jugadores. El número de faltas a uno y otro equipo no es definitorio, porque si un equipo las hace y el otro no, no se le pueden pitar para compensar. Conozco bien a Neyro y es absurdo pensar que puede guardar rencor a Petrovic por lo que pasó hace tres años. En resumen, estoy satisfecho de los arbitrajes de ese playoff. Lo que pasa es que ahora nadie se acuerda, pero con Neyro el Real Madrid ganó en las semifinales contra el Badalona“. En uno de esos partidos, Neyro también expulsó a Petrovic por cinco faltas personales…

Meses más tarde, Juan José Neyro se pronunció sobre el enfrentamiento en un reportaje para la televisión catalana. “El partido lo he vuelto a ver, y me lo he estudiado. Algunas jugadas las he analizado durante más de ocho horas. Si lo volviera a pitar, lo haría exactamente igual. Antes de la final me decían que era madridista, ahora barcelonista ¿en qué quedamos? Lo único cierto es que soy rojiblanco, del Athletic Club y, en el baloncesto, mi color es el gris, el color del árbitro de baloncesto”. En 2008, Neyro murió de forma repentina a los 58 años. Entre 1978 y 1999 dirigió 421 partidos ACB.

El quinto partido más famoso de la historia de los playoff ACB tuvo consecuencias, pero no en forma de sanciones o recusaciones. Lolo Sáinz dejó el banquillo del Real Madrid después de catorce temporadas consecutivas y fue sustituido por George Karl (Lolo fue ascendido a manager general). La salida de Chicho Sibilio del Barça estaba cantada después de varias semanas fuera del equipo por un enfrentamiento con Aíto García Reneses; fichó por el Taugrés. El resto es historia, aunque no está mal repasar el encuentro para que cada cual emita un juicio.

Las conexiones de aquel partido de hace casi 30 años con lo que sucedió en la última final de Copa van más allá de la polémica por el arbitraje. Paco Monjas, el otro árbitro de la final junto a Neyro, es actualmente el director de arbitraje de la ACB. Antonio Martín, jugador del Real Madrid aquella noche en el Palau (también fue excluido por faltas), es el actual presidente de la ACB. Ambos repasaron minutos después de finalizar la Copa la jugada que sentenció la competición. Ambos admitieron en diferentes comunicados que los árbitros habían cometido errores graves. Es fácil suponer que ambos se acordaron de lo ocurrido un lejano mes de mayo de 1989.

 

 

 

 

Describe su cabeza como el garaje de Homer Simpson: siempre desorganizado. Le promete a diario a una Marge imaginaria llamada conciencia que luego más tarde lo organizará, pero nunca lo hace. Un sillón, su cerveza Düff, el mando a distancia y el televisor con retransmisiones deportivas son sus acompañantes en el día a día. En A La Contra encontró el lugar donde puede contar esas hazañas del deporte que tanto le gusta ver.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Baloncesto

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies