¡Síguenos!
Óscar husillos
Óscar Husillos I CORDO PRESS

Atletismo

Óscar Husillos vuela en Glasgow

El de Astudillo se pegó a la estela de un sublime Warholm y lo persiguió hasta la meta, colgándose la plata y llevándose un récord de España extraordinario.

Hace más o menos un año, las lágrimas de felicidad se convirtieron en otras de tristeza. Óscar Husillos había volado en la pista de Birmingham y era campeón del mundo. Cogió la bandera y celebró antes de la terrible noticia. Había pisado un centímetro de la calle inferior y estaba descalificado. Fue un mazazo duro. Hoy, doce meses después, esa espina ya no existe porque el de Astudillo se la ha sacado a golpe de medalla, la lograda en el Campeonato de Europa de Glasgow, en unos 400 metros que ya son historia del deporte español. Su carrera terminó en plata porque el oro fue inaccesible, fue territorio Warholm, un vallista extraordinario que todavía corre más sin esos obstáculos.

El noruego llegó hasta el récord de Europa, mientras que el español se tuvo que conformar con el de España (45.66). En su cara había orgullo, felicidad y rabia, ya no quedan miedos ni sombras en las entrañas; Husillos es un poco más feliz y el atletismo español también. Poco tenía que demostrarle a nadie, pero por si quedaba algún despistado, ya estará subido al carro. Y su fiesta en Glasgow todavía puede continuar, parafraseando a Queen, pues mañana competirá en la final del relevo 4×400 -junto a Lucas Bua, Bernat Erta y Manuel Guijarro- con la intención de lograr un doblete al alcance de pocos elegidos.


Intenso domingo por delante


Husillos ha sido el encargado de inaugurar un medallero español que debe engordar este domingo. Orlando Ortega apunta al oro en los 60 vallas, Ana Peleteiro es firme candidata a medalla en el triple femenino, Esther Guerrero aspira a todo en el 800 femenino, Álvaro de Arriba se postula como máximo favorito en el 800 masculino y Mariano García será compañero suyo en la final y llega con ganas de pelear por metal. El mencionado relevo tiene opciones, lo mismo que Marta Pérez en el 1.500 femenino y Jesús Gómez en el masculino. E incluso Eusebio Cáceres podría dar una alegría en una final de longitud que se presenta tremendamente abierta y atractiva. Sin olvidar al extraordinario heptatleta Jorge Ureña, que pasado el ecuador de la competición marcha en tercer lugar.

Pero más importante que los resultados, están siendo las sensaciones. El Atletismo español transmite alegría, ilusión, parece que alguien haya abierto una ventana y se respire aire fresco. Los y las jóvenes aportan tanta ingenuidad como esperanza, los veteranos lideran desde la sonrisa y la franqueza y en la actitud de todos ellos está el crecimiento en el interés en nuestras fronteras. Todo el mundo sabe qué se está disputando en Glasgow este fin de semana. Y no es casualidad.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Atletismo

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies