¡Síguenos!
Irving, base de los Celtics. CORDON PRESS

Deporte USA

Pacers – Celtics: calentamiento antes de la batalla

Pelean por la misma posición, tienen el mismo récord y se verán las caras en primera ronda de playoffs

A menos de una semana para el final de la liga regular de la NBA no resulta fácil encontrar un enfrentamiento directo entre dos conjuntos que peleen por la misma plaza en la clasificación. Más difícil aún es que ambos cuenten con el mismo récord (47-32) y que vayan a verse las caras en la primera ronda de playoffs. Este es el caso del Celtics-Pacers disputado la pasada madrugada en el Bankers Life Fieldhouse de Indianapolis que se llevaron los de Boston con autoridad (117-97). Un partido que arrojó algunas claves sobre la futura serie que enfrentará a ambos.

Principalmente, evidenció la gran diferencia de calidad y profundidad que existe entre las dos plantillas y que no se ha visto reflejada en el balance de victorias-derrotas durante la liga regular. La fatídica lesión de Oladipo amplió aún más la brecha ya existente. Los Celtics cuentan con Irving, Tatum, Hayward, Al Horford e incluso Jaylen Brown (baja para este encuentro) como anotadores de carácter independiente capaces de labrarse sus puntos por sí mismos. El equipo de Indianápolis solo tiene a un jugador de estas características: Bojan Bogdanovic. El croata firmó un partido nefasto (4 puntos y 1/8 en TC), datos con los que el resultado final puede intuirse fácilmente.

La tripleta ofensiva celtic, formada por Tatum, Hayward e Irving, optimizó su rendimiento repartiéndose el protagonismo en las diferentes fases del encuentro. El base fue clave en el primer cuarto para contener el buen arranque de los locales, para después minar sus opciones con canastas tan importantes como complejas. Hayward firmó un impecable 9/9 en tiros, pero las sensaciones que dejó sobre el parqué fueron superiores a sus excelentes números. El escolta-alero natural de Indiana parece verdaderamente recuperado de su lesión para el tramo decisivo de la temporada, un arma con la que Stevens quizá no contaba. Por último, al sophomore se le vio activo en defensa, dónde destacó con tres robos e inspirado en el uno contra uno. Sus 22 puntos le colocaron como máximo anotador del choque. La ofensiva de los de Massachusetts explotó a la perfección la calidad individual de sus hombres en las situaciones de aclarado.

Los Indiana Pacers se vieron totalmente superados en los tres últimos cuartos, incapaces de generar ofensiva ante la incomparecencia (provocada, en parte, por la defensa de Smart) de Bogdanovic y sin respuesta ante el arsenal ofensivo de Boston. Los 17 puntos que sumaron los dos exteriores que acompañaron al croata en el quinteto titular, Joseph y Matthews, quedaron muy lejos de compensar las bajas prestaciones de su líder ofensivo. Como aspecto positivo cabe destacar el buen hacer de los interiores, especialmente de la pareja Sabonis-Turner que sumó 27 puntos. La rotación interior de los de McMillan, conformada por Young y los dos jóvenes pívots, puede mirar de tú a tú a Morris, Baynes y Horford, algo que está lejos de ocurrir en los puestos exteriores.

Para romper una necesaria lanza a favor de los Pacers que compense el tono pesimista de esta crónica-previa me veo obligado a recordar lo ocurrido durante las dos últimas temporadas. Desde el traspaso de Paul George al continuismo de la actual plantilla, los expertos han infravalorado (con cierto fundamento) las posibilidades de Indiana en la Conferencia Este. Después de la lesión de Victor Oladipo a finales de enero, las opciones de los de Indianápolis de pelear por el factor cancha parecían haberse reducido a cero para una de los equipos más dependientes de su jugador franquicia. Espoleados por el sorpresivo paso adelante de Bogdanovic, la incorporación de Matthews y el buen hacer colectivo y del cuerpo técnico los Pacers han logrado pelear hasta el último momento por un objetivo que parecía imposible.

En playoffs el talento individual pesa varios kilos más que la profundidad de banquillo. La calidad adquiere mayor importancia que la cantidad. Ahí no hay dudas, los Boston Celtics cuentan con varios jugadores capaces de definir ante las mejoradas defensas a las que deben enfrentarse en la postemporada. Enfrente tendrán a un equipo que nos ha obligado, a base de acallar las críticas, a nunca dejar de creer.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Deporte USA

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies