¡Síguenos!
@fifacom_es

Fútbol

Perú se lleva el premio The Best a la mejor afición

El mundo del fútbol ha reconocido a los más de 40.000 aficionados peruanos que se desplazaron a Rusia para animar a su selección en su vuelta, 36 años después, a un Mundial.

36 años dan lugar para muchas cosas y pocas son tan especiales como volver a escuchar el himno de tu país en un Mundial. Los aficionados de Perú robaron el corazón del mundo del fútbol el tiempo que su selección estuvo presente en Rusia y, esta noche, se han visto recompensados de la mejor forma posible. Más de 40.000 peruanos inundaron las calles de Saransk, Ekaterimburgo y Sochi para animar al combinado de la franja roja en un evento que paralizó a todo el país. Sin ninguna duda, uno de los momentos más emocionantes del torneo fue la pasión y el sentimiento con el que aficionados y jugadores peruanos se fundieron durante los himnos nacionales.

El Perú de Ricardo Gareca, que tras 36 años regresaba a una cita mundialista, realizó uno de los juegos más vistosos del campeonato, pero, probablemente por su falta de experiencia en esta clase de encuentros internacionales, fue eliminado en la fase de grupos. Para su desgracia, no siempre el equipo que mejor fútbol practica es el que termina ganando el partido; de hecho, es bastante más frecuente que suceda lo contrario. Ya sin posibilidades, en su último día, se llevaron el premio de la victoria contra Australia, para disfrute de toda una nación enamorada de la pelota. Un par de meses después de que el Mundial terminase, el mundo del fútbol ha querido reconocer a la afición que logró que, durante unas semanas, todos nos sintiésemos un poco peruanos.

El tópico dice que en esta clase de premios todos los nominados son ganadores… Crisitano y Messi están muy de acuerdo. La realidad es que, en esta categoría en concreto, se hace muy duro decir que ha habido solamente una hinchada vencedora. Caeríamos en un error si el The Best a la mejor afición empañase historias de pasión tan bonitas, y sin reconocimiento material, como las otras dos aspirantes.

¿Hasta dónde podrías llegar por tu equipo del alma? El chileno Santiago Carrera se metió en un autobús durante dos días para animar al humilde Puerto Montt, entonces inmerso en la lucha por no descender a tercera división. La directiva del Coquimbo, el club contra el que se enfrentaba el Puerto Montt, tuvo que habilitarle a última hora toda la grada visitante del estadio, sorprendida de que alguien hubiera hecho frente un viaje tan pesado. En total, 3.000 km de ida y vuelta.

En una entrevista para Elpaís.com.co, Santiago dio algunos de los detalles de su road movie de sur a norte de Chile, y viceversa. “El juego fue un domingo y yo desde el lunes antes tenía planificado el viaje. Algunos hinchas de Puerto Montt tenemos un grupo de WhatsApp donde compartimos información y me enteré que algunos no viajaban por tema de horario del juego. El primer trayecto entre mi ciudad y Santiago, la capital del país, son 13 horas, sumado las 7 horas entre Santiago y Coquimbo, es decir que al final fueron 20 horas de ida y otras 20 de regreso”.

La mejor afición no es la más numerosa, sino la más fiel, y, durante 90 minutos, los futbolistas del Puerto Montt se sintieron arropados por una voz que no dejó de animar hasta que el árbitro pitó el final y el equipo del sur de Chile se llevó los tres puntos vitales. Al terminar el encuentro, los jugadores, entre los que destacaba el mítico Loco Abreu, fueron a celebrar junto a Santiago. La historia arrasó en las redes sociales y llegó a los ojos de deportistas chilenos tan reconocidos como Arturo Vidal.

Lo hemos visto muy recientemente en el estadio de Vallecas. Ir a ver un partido de fútbol en España, en pleno 2018, puede llegar a ser hasta perjudicial para la salud. Por este motivo, cobra especial sentido la nominación a los aficionados de las selecciones de Japón y Senegal que, en la Copa del Mundo de Rusia de este verano, dieron una lección al mundo al limpiar toda la suciedad que se había originado en su zona del estadio.

Las imágenes de asiáticos y africanos con bolsas y cubos de la basura, que se hicieron virales, vienen a demostrar no sólo su calidad como fans, sino también como sociedad. Después de la durísima eliminación de la selección nipona frente a Bélgica en octavos (les remontaron un 2 a 0 a favor con un gol en el último minuto), los futbolistas japoneses demostraron que la impotencia y la tristeza por haber sido eliminados no iban reñidos con la buena educación y el respeto. Así, antes de regresar a su país, limpiaron su vestuario y dejaron una nota de agradecimiento a los trabajadores del torneo.

Fuera de los focos mediáticos de las grandes estrellas, las polémicas ausencias o los golazos que levantaron a medio mundo de sus asientos, existe una categoría de los premios The Best que reconoce a la parte más importante del fútbol: la afición. No estamos ante el galardón que abrirá los informativos deportivos, pero, sin la pasión y el respeto de estos nominados, galas como las de esta noche no tendrían ningún sentido.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Fútbol

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies