¡Síguenos!
Simeone
Simeone durante la celebración de la Supercopa I CORDON PRESS

Opinión

Rivaldo, Simeone y un minuto de silencio

«Simeone es el mejor entrenador de Europa», sentenciaba Rivaldo, el pasado viernes, en un acto publicitario de BetFair.

Los ex futbolistas no suelen ser ajenos a la polémica, ni tampoco suelen disimular a la hora de expresar sus opiniones una vez retirados de los terrenos de juego. Menos aún, cuando hay un patrocinio jugoso de por medio y el acto requiere de cierta cantidad de sinceridad, ya sea verdadera o guionizada por las circunstancias. «Simeone es el mejor entrenador de Europa», sentenciaba Rivaldo, el pasado viernes, en un acto publicitario de BetFair. El brasileño es uno de esos jugadores que dejaron huella sobre el césped de muchos estadios, pero casi nunca nos acordamos de él cuando nos hacen recitar de carrerilla los nombres de los representantes de la pasada década. Opacado por la sonrisa de Ronaldinho y por el movimiento de cintura de Ronaldo, Vítor Borba Ferreira Gomes se quedó a las puertas del cielo, a pesar de haberlo tocado con los dedos levantando una Copa del Mundo con Brasil, un Balón de Oro y varios títulos con el Barcelona.

Con la Supercopa de Europa de moda, Rivaldo no tuvo reparos en admitir que Simeone es el rival a batir en los banquillos. Sin embargo, yo me pregunto, qué hubiese pasado si el entrenador argentino no hubiese levantado el título hace unos días. ¿Sería venerado de la misma manera tanto por sus esbirros como por el público general? Por sus esbirros seguro. Ya lo avisó Karl Marx, la religión es el opio del pueblo. Y es comprensible cuando ha montado al Atlético de Madrid en un ascensor (yo le hubiese preferido sacando la cabeza por una alcantarilla, pero aquellos eran otro tiempos). Llámenme desconfiada, pero el Real Madrid le añade valor a la hazaña. Para dejarles claro lo que pienso al respecto, llamo al estrado a Diego Latorre, que, a través de Twitter, me leyó el pensamiento y lo expresó de la siguiente manera:  «El Cholo, muy buen DT, estuvo años perdiendo contra el Madrid y Barça, pero te venden la fórmula de la eficacia el día que gana (con uno de los planteles más caros del mundo). No te venden la fórmula cuando pierde una final o queda eliminado de la Champions por el Qarabag. En fin».

Me sorprende que muchos lo llamen rencor, precisamente, aquellos que jamás pusieron un pero al discurso del Cholo, porque en el Atleti, la veneración está por encima de cualquier razonamiento. Tener la piel de gallina es su estado natural. Respetable y admirable, por cierto. Y cuidado, porque a los que le damos el mérito de la victoria el pasado miércoles a la mejor plantilla de la historia del Atleti en lugar de a un entrenador que tuvo que justificar el cambio de Thomas en rueda de prensa, nos mandan a hacer terapia de grupo. «Nos dio fuerza», comentó Simeone. La tribu escucha, se lo cree, cierra los ojos y nunca deja de creer.

Yo, en cambio, guardé un minuto de silencio y di por hecho que la frase «tiré una moneda al aire y esta vez, salió cara,» ya estaba cogida. Seamos serios, las individualidades del Atleti empiezan a pesar más que el propio bloque. ¿Puede ser un punto de inflexión? Por supuesto, y creo que es lo que hace, precisamente, que el club rojiblanco vaya a poder ponerle la zancadilla a todos los equipos con los que se cruce a la hora de disputar un título. Simeone no ha inventado nada, si acaso, ha reiventado al Atleti y ha esculpido su propio personaje. ¿Hay algún colchonero en la sala que piense como yo? Que levante la mano y pase a la reunión de disidentes anónimos, hay sitio a mi lado y prometo que el blanco no es contagioso.

 

 

Periodista. Si suena Ella Fitzgerald, mejor. LaLaLandera. Tiene carácter, talento y, para colmo, nació cuando la mayor parte de nosotros ya teníamos media carrera hecha (o deshecha). Posee una gran habilidad para salir al corte en el fútbol y en la redacción, aunque es más de ponerla en la escuadra. Emperatriz de la batcueva.

2 Comments

2 Comments

  1. Santi

    18/08/2018 at 12:01

    Estoy bastante de acuerdo en el analisis pero a mi lo de las finales de champion perdidas me parece un comentario desmedido por que no hay un analisis de por medio,si bien en la ultima se le apareció la virgen en la semifinal contra el Bayer en la final hubo decisiones que le perjudicaron y no pretendo remover la ….. pero fué asi tal cual por tanto creo que esa apreciacion es ventajista e irreal al igual que en Lisboa hubo falta prévia e Bale en el remate de Ramos,si lo decimos digamoslo todo

  2. Pablo González Suárez

    19/08/2018 at 10:33

    Me parece que tanto usted como Latorre cometen un error de base y que los convierte en los verdaderos resultadista. El mérito de Simeone y de este Atlético no está en ganar o perder, está en poner a un equipo que no estaba ni se le esperaba a competir contra dos superequipos y esto es incuestionable. Unas veces al Atlético le toca perder y otras ganar, pero siempre compite de igual a igual. Olvidan ambos las veces que ha ganado a Barcelona y Madrid y sobrevaloran las que ha perdido. Y me dirán, ¿Pero las que ha perdido son definitivas y muy importantes? Bien, es cierto, pero porqué no se valora inclusive cómo se perdieron, por muy,muy poco no tiene esos dos títulos en las vitrinas y sin embargo, en las dos tiras finales disputadas por el Real Madrid pasó por encima de Juventus y Liverpool ( equipos que vaya por delante aventajan en presupuesto a ATM).Hay que valorar sin prejuicios y analizar los datos objetivamente. Y objetivamente el salto desde el primer partido del Atletico contra el Málaga en el primer partido con Simeone hasta el de la Supercopa es abismal.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Opinión

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies