¡Síguenos!

Marketing

Rugby, un deporte a punto de explotar

Escuchaba en la radio hace poco tiempo que algún día veremos a nuestra Selección jugando en un Bernabéu lleno, ojalá sea así.

España-Rumanía, rugby.
Llenazo en el campo de la Ciudad Universitaria, durante el España-Rumanía.

El fútbol es un juego de caballeros jugado por villanos y el rugby un juego de villanos jugado por caballeros”.

Me armo de valor y, siendo el rugby un deporte que desconozco casi en su totalidad, hace unos días me lo puse en televisión, guiado por la pasión de un compañero de trabajo (de nacionalidad inglesa) que me contaba que iba a viajar a Londres para presenciar en directo el Inglaterra-Gales. Simplemente aluciné. La fuerza, la pasión, la agresividad. Me encontré inmerso en una guerra, eso sí, una guerra maravillosa y,  a pesar de la dureza, con una deportividad al más alto nivel.

Esto coincide con que en estas semanas por primera vez en mucho tiempo escucho hablar en los medios de comunicación de rugby, con motivo de un partido clasificatorio para el Mundial de nuestra Selección española. Los Leones (que así se les hace llamar) ganaron por 22-10 a Rumanía y están muy cerca de estar en Japón 2019, algo que, según los entendidos, será un hito para este deporte.

Lo que vi y escuché de este deporte me gustó…y mucho. Esto me hace pesar, ¿por qué este deporte no tiene más seguidores en España?

Esta modalidad deportiva se inicia oficialmente en España en el año 1921, aunque en 1911 ya se conocen enfrentamientos entre equipos extranjeros visitantes. El rugby en España es un deporte de tradición universitaria y su desarrollo ha sido lento. No es un deporte de masas, es pequeño y mantiene el espíritu de sus primeros años, aunque eso sí, con cada día más seguidores, todos ellos muy fieles y, sobre todo, apasionados.

El rugby es un deporte construido sobre valores siempre presentes como el coraje, la lealtad, el espíritu deportivo y el trabajo en equipo, además de la disciplina, el control y el respeto mutuo, siempre sobre la base inquebrantable del juego limpio.

Cuenta con unas competiciones consolidadas internacionalmente que tienen como máxima referencia el Cuatro Naciones (actualmente se denomina Seis Naciones, por la participación de Francia e Italia) torneo que se creó en 1883 y fue disputado por cuatro países británicos: Inglaterra, Escocia, Gales e Irlanda y la Rugby World Cup, que, aunque los españoles no lo sepamos, es el tercer evento deportivo más mediático después de los Juegos Olímpicos y del Campeonato del Mundo de Fútbol… quien lo diría, ¿no?

España es un país de fútbol, pero creo que tiene mucho espacio para un deporte como el rugby. Estoy convencido que el rugby crecerá, llegando al nivel de otros deportes como el baloncesto. Como diría aquel cuyo nombre no quiero acordarme, se ven brotes verdes: las finales de las Copas del Rey en Valladolid, el acercamiento de marcas como Generali, Iberdrola o Heineken, las 15.600 personas que se acercaron el domingo a Madrid para animar a nuestra Selección, y esperemos, que la clasificación de nuestra Selección a la Rugby World Cup sea el paso definitivo para enganchar con la afición.

Recomiendo encarecidamente seguir este deporte, ver de vez en cuando un partido en televisión del Seis Naciones, comprarte la película de Invictus, conocer la historia de los All Blacks (selección de rugby de Nueva Zelanda y equipo mítico de este deporte), escuchar la charla de Jaime Nava —capitán de la Selección española de rugby— antes del partido contra Rumania y disfrutar de un deporte donde la fuerza, la pasión y el compañerismo son llevados al extremo. Un deporte ejemplar y que seguro explotará, un deporte donde las marcas disfrutarán y seguro que rentabilizarán sus inversiones.

Escuchaba en la radio hace poco tiempo que algún día veremos a nuestra Selección jugando en un Santiago Bernabéu lleno, ojalá sea así. A partir de ahora me hago un seguidor incondicional de nuestros Leones, con el permiso de gente como Fermín de la Calle, que lleva años engrandeciendo este deporte. Me posiciono como un seguidor más, con mucho que aprender, pero con muchas ganas de hacerlo y disfrutar.

“No somos 15, ahí afuera hay un país entero”. #VamosLeones

1 Comment

1 Comment

  1. Bugs71

    28/02/2018 at 15:47

    Uno de esos casos que nadie entiende y que solo se dan en España… El rugby es un deporte con valores que transmitir, desde los equipos de cantera hasta los profesionales; un deporte atractivo de ver -aunque la verdad sea dicha, Paco, el partido ESP-RUM que vimos en la tele desprendía vibraciones positivas por todas partes y desde días antes-; un deporte con más practicantes cada día en España; los 7 y los 15 nacionales, masculinos y femeninos, compitiendo modestamente en los torneos internacionales pero asomando la cabeza; los jugadores profesionales españoles curtiéndose en Francia (sobre todo) para (Dios lo quiera) volver a España y formar jugadores en una forma de jugar más competitiva (así y con trabajo de cantera en la RFEF se forjó la Roja)…
    ¿Qué falta? Lo de siempre: que hagamos una machada como Selección o que Jonah Lomu se re encarne en un chaval de Chinchón; que a continuación se le dé visibilidad en medios (ya sabemos que esto o es con marcas que pongan la pasta en publi o no habrá quien le haga hueco); que la federación de rugby aproveche el empujón y empiece a hacer el XV del León de dentro de 10 años; que haya una asociación de jugadores profesionales y una liga profesional que velen por una competición con pies y cabeza; que haya una liga profesional que trabaje de la mano con la federación; que haya una federación que trabaje de la mano con la liga… Una conjunción de eventos astronómicos no vista desde que Nostradamus predijo la llegada del Anticristo, vaya. ¡Menos mal que nos queda Jaime Nava y que el equipo es una verdadera familia!

    PD. Salvando las diferencias, al rugby le puede pasar lo que ha pasado con el fútbol sala, el waterpolo, el balonmano, los rallies, etc. campeones de todo y ninguneados a los dos días de ser campeones. Y será lo que pasará con la F1 en cuanto desaparezca Fernando Alonso (si no lo remedia Carlos Sainz, Mapfre o Estrella Galicia)… Somos de traca, aprovechando que vienen las Fallas

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Marketing

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies