¡Síguenos!
Solari
Solari I CORDON PRESS

Fútbol

Solari, el ‘hombre’ del presidente, ya no es tan provisional

Todas sus decisiones en la cantera siempre fueron a favor del club y Florentino avala al técnico argentino. El Real Madrid ha ganado tiempo y el equipo necesita decisiones. Ninguna de las que adopte Solar generará controversia.

Dos victorias paliativas, una en Copa (Melilla) y otra en Liga (Valladolid) han reconfortado el interino desembarco de Santiago Solari en el Real Madrid. Sin embargo, esa provisionalidad, prescrita en el comunicado oficial con el que el club blanco activó el relevo de Julen Lopetegui en el banquillo, podría saltar por los aires visto el arranque del nuevo entrenador para consolidarse toda la temporada. El benévolo e inmediato calendario ayudan al recién llegado que ha recibido el apoyo del capitán Sergio Ramos y el resto del vestuario, pero sobre todo, cuenta con el poderosísimo aval de Florentino Pérez.

“Santiago Solari, entre otras muchas cosas, ha sido siempre uno de los ‘hombres’ del presidente”, afirman algunos de los que han compartido horas de trabajo con el argentino en Valdebebas. Desde que comenzó su andadura como técnico en la cantera blanca, desde el Cadete hasta el Castilla, toda decisión comprometida ha ido siempre de la mano del postulado del club. Ni queja ni discrepancia. Quienes conocen bien a Solari, compañeros de trabajo en las categorías inferiores del Real Madrid y otras instancias blancas, no restan méritos al entrenador aunque tampoco dejan de lado la ascendencia con el mando en el Santiago Bernabéu. “Es un hombre de club, nunca irá en contra”, aseguran.

Su trayectoria en la cantera tiene luces y sombras. Pocos se olvidan del trato de favor al hijo de Zidane cuando el francés dirigía al primer equipo o su ascenso al filial después de que Ramis fuera despedido tras diez años de trabajo en el club y pese a haber mejorado los números de Zizou. Los asuntos calientes, Odegaard, Sergio Díaz… los gestionó Solari siempre con un claro objetivo: quedar bien con el club. Nunca sus decisiones generaron controversia.

Las luces en Solari destellan en su labor como gestor. Los mismos que censuran sus decisiones pro-club entienden que su carácter conciliador, buen verbo, lejano a la imposición, le colocan (salvando las distancias) en un plano similar a Del Bosque, Ancelotti o Zidane. “No es un pesado como Rafa Benítez”, dicen los que entienden la posible llegada de Conte como una clara advertencia a la plantilla. El equipo necesita decisiones, sí, pero muchas de ellas no resultarán extrañas a ojos de la directiva ni de una afición que no está dispuesta a pasar ni una a los jugadores, incluidos los pesos pesados (Ramos, Bale, Asensio, Isco…).

Primero fueron los “cojones” en la goleada al Melilla y después el ‘factor Vinicius’ para resolver el estreno liguero con el Valladolid. Dos resultados que avalan su arranque si bien restan el desafío Champions en Chequia ante el Plzen y un compromiso liguero más (Celta, en Vigo) previo al parón por las selecciones. Una meta que no parece infranqueable y que, de superarla con resultados, supondría un alivio para Florentino Pérez en su nefasta empresa de encontrar técnico adecuado para asumir la dirección del primer equipo.

Solari ha permitido al club ganar tiempo. Y las dos semanas que, por normativa de la RFEF, le permiten ser interino en el banquillo del primer equipo coinciden con ese plazo de cuatro partidos para enderezar el rumbo. Los resultados y las sensaciones que transmita el equipo, ya con más peso específico para Vinicius dentro de él, determinará si finalmente se gana el contrato del primer equipo. Florentino se fía y puede resolver el marrón Lopetegui con una solución de emergencia que, además, nunca dará problemas.

La irrupción de Solari en el Real Madrid es observada con detenimiento por sus compañeros en el curso de entrenadores de la Federación. Algunos de ellos, sin valorar aspectos técnicos del trabajo del argentino, sí esperan que esta apuesta por un entrenador sin experiencia en la élite del fútbol termine cuajando. De esta forma, sostienen, echaría por tierra aquella máxima de que no se puede triunfar al más alto nivel si no tienes experiencia previa en la categoría. Es cuestión de oportunidades y Solari la ha tenido.

Juan Gato lleva más de 25 años ejerciendo el periodismo deportivo. Habitual de las redacciones de AS y Mundo Deportivo, hoy es una voz autorizada los micrófonos de la cadena COPE en todo lo que tiene que ver con Atlético de Madrid, Real Madrid y la Selección. Pasa por Estudio Estadio habitualmente y colabora en varios medios escritos. Pocas agendas tan completas hay en las redacciones de los medios de comunicación nacionales como la suya.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Fútbol

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies