¡Síguenos!
Un aficionado colombiano durante el partido ante Japón I CORDON PRESS

Crónicas Matrioskas

Un domingo cualquiera

Creo que el calor en el estadio Nizhny Novgorod era considerable, así que ya sabemos por qué los ingleses estaban tan cómodos, la atmósfera era parecida a la de Benidorm.

Un domingo de verano con cincuenta grados a la sombra y un Mundial de fondo es todo lo que cualquiera desearía. Nos lo pueden adornar con una visita a casa de la suegra, con un pequeño baño en la piscina (esa cuya ocupación infantil por metro cuadrado me hace valorar las posibilidades de una ligadura de trompas) o con un helado, dos, o tres, según queramos tomarnos la operación bikini en serio o con la misma seriedad que los propósitos de año nuevo. No me quiero ni imaginar lo aburrido que será una Copa del Mundo en invierno. La banda del verano se tendrá que reunir para organizar un golpe de estado en la FIFA. No nos rendiremos tan fácilmente.

Para empezar, Inglaterra se enfrentaba a Panamá. Me pilló la comida de por medio y casi sin darme tiempo a abrir el primer percebe, Harry Kane ya casi llevaba tres de los seis que le endosaron a Panamá. Qué jugador, es un matador. Creo que el calor en el estadio Nizhny Novgorod era considerable, así que ya sabemos por qué los ingleses estaban tan cómodos, la atmósfera era parecida a la de Benidorm. ¿Y si Inglaterra ha decidido dejar de ser una decepción? Southgate parece un tipo elegante que moriría sin despeinarse y con las botas puestas. Con su esquema de tres centrales y utilizando el balón parado como arma blanca, Inglaterra empieza a parecerse a lo que todos esperamos. Y qué decir de Panamá. Celebraron el tanto de la honra como si hubiesen perdido y reconquistado el Canal. Pues sinceramente, voy a recurrir a la misma respuesta que dio Miss Melilla al embajador ruso en el certamen de Miss España 2001.

—Dime en 25 palabras que sabes de mi país. Soy embajador de Rusia.
—Perdón, ¿me puede repetir la pregunta?
—¿Qué sabes de mi país, de Rusia?
—De Rusia, bueno, pues sé que es un país donde vive gente maravillosa.

Cuando me desperté de la siesta, Senegal y Japón ya cantaban sus himnos. El contraste me dejó ciega. Senegal me tiene enamorada, habría que manipular este torneo para que llegasen a la final, lo digo sin rodeos. Y que, a falta de Salah, Sergio Ramos fijase su mirada en el hombro de Mané. Ya sabemos cómo acabaría la historia, la segunda estrella sería nuestra. Ahí lo dejo. Me inquietan un poco los japoneses, no pueden ser tan pulcros, tan educados, eso está pasado de moda. No van a venir a darnos lecciones ahora. Me he enterado de que su camiseta evoca en su tejido el Sashiko, una técnica de bordado japonesa basada en la formación de dibujos geométricos mediante puntos de hilo blanco sencillos e iguales. Sencillos e iguales.

Para terminar el día, Colombia y Polonia se jugaban la vida en un partido que dominó James Rodriguez de principio a fin. Su pierna izquierda merece un homenaje, unas cuantas lágrimas de alegría. Su país se encomienda a Falcao, un tipo que se empeña en recordar constantemente lo gran delantero que fue. Y es. Descubrí algo más de Quintero, un muchacho que apunta maneras. Marcó Yerry Mina, que no sé si lo saben, pero juega en el Barcelona. Qué cosas. Ganó Colombia y eliminó a Polonia. Ahora mismo, Senegal, Japón y los cafeteros se jugarán dos puestos en la última jornada. No quiero ni pensarlo. Para que luego os escandalicéis con una remontada de Alemania. Eso no tiene ninguna emoción, cualquiera del Atleti os lo explicaría mejor.

El lunes será menos lunes, porque el Mundial continúa y juega España. El domingo no me ha dejado ningún recuerdo memorable, salvando a James. Yo solo sé que Panamá es un país donde vive gente maravillosa.

Periodista. Si suena Ella Fitzgerald, mejor. LaLaLandera. Tiene carácter, talento y, para colmo, nació cuando la mayor parte de nosotros ya teníamos media carrera hecha (o deshecha). Posee una gran habilidad para salir al corte en el fútbol y en la redacción, aunque es más de ponerla en la escuadra. Emperatriz de la batcueva.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Crónicas Matrioskas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies