¡Síguenos!

Real Madrid

Primavera en el Bernabéu

Vallejo y Mariano fueron los actores principales de la victoria del Real Madrid sobre el Villarreal. El defensa se estrenó como goleador y el delantero hizo su primer doblete.

Vallejo y Mariano son dos buenos jugadores, pero no basta con eso para garantizar su futuro en el Real Madrid. Ser buen futbolista es un grado, pero ser un buen futbolista para el Madrid es una categoría distinta, no diré que superior, solo distinta. A Vallejo, que lo tiene casi todo, le falta un poco de pausa, eso que llamamos sobriedad y que es tan apreciado en los defensas. Transmitir calma resulta, en ocasiones, tan importante como defender. A Mariano le ocurre algo similar. Muchas veces le puede su propia impulsividad y remata con el mismo brío balones que cabezas ajenas. Aunque el Bernabéu suele valorar mucho la entrega, también exige un cierto refinamiento que Mariano no tiene. No, no es fácil encajar con los gustos del estadio.

Vallejo y Mariano fueron los actores principales de la victoria del Real Madrid sobre el Villarreal. El defensa se estrenó como goleador y el delantero hizo su primer doblete de la temporada (quinto gol del curso). Su partido fue notable por el protagonismo y por la estadística, y es mejor no preguntarse si esto les valdrá para algo aprobar el examen. El resto del equipo tampoco desentonó. Valverde sigue confirmándose como el mejor y más cuajado de los jóvenes, y la comparación con Gerrard va siendo cada vez menos exagerada. Su pase a Carvajal propició el tercer gol madridista y demostró que el chico es mucho más que un centrocampista de zancada larga y orejas tiesas.

Lo de Vinicius es capítulo aparte. El brasileño entró en el minuto 74 y fue recibido como un hijo en Navidad. El estadio también experimenta enamoramientos repentinos y Vinicius es, por aclamación popular, la representación de la esperanza. No quiero ni imaginar qué ocurrirá cuando, además de exhibir las virtudes conocidas, meta goles, algunos, unos cuantos.

El Villarreal no pareció en ningún momento un equipo angustiado por la proximidad del descenso. Su comportamiento fue más bien apático, quizá porque se siente salvado, o porque no tenía el Bernabéu entre sus cálculos. O tal vez el equipo sea así. Dotado técnicamente, pero incapaz de apasionarse. Interesante en ataque y lastimoso en defensa, tanto que los dos primeros goles fueron regalos con lazo. De haber tenido otra actitud, u otra cabeza, el partido hubiera estado más reñido. Pero ya se sabe lo que sucede con las suposiciones: siempre acaban con una abuela con hélices convertida en helicóptero.

Casillas también estuvo presente en el Bernabéu, un estadio que durante mucho tiempo le quiso sin medida y que al final le despidió fríamente. Hubo camisetas de ánimo en los jugadores, gritos de «¡Iker, Iker!» y un cartel en la grada de animación: «El madridismo está contigo. Fuerza Iker, eterno capitán».  Se cumple el adagio. No hay cómo alejarse para te vean mejor.

 

Periodista, ciclista en sueños, cronista de variedades y cinéfilo (sector La La Land). Capitán del equipo para que le dejen jugar. Después de tantos años, sigue pensando que lo contrario del buenismo es el malismo. Fue subdirector del diario AS y colabora con El Transistor de Onda Cero. Ahora se lanza a esta aventura de 'A la Contra' porque cree que hay que hacer cosas. Y esta tiene buena pinta y le apetece mucho.

1 Comment

1 Comment

  1. Lucas

    05/05/2019 at 22:51

    Mientras en el madrid se hace o no un casting de jugadores para ver quien se queda y quien no , yo sigo esperando a Zidane del que no hay señales de vida , nueve partidos y ¿ que ha sumado Zizu ? .

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Real Madrid

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies