¡Síguenos!
Viviani ha sumado hoy su segunda victoria de etapa. / Foto: ZUMAPRESS.com/Cordon Press

Vuelta a España

Viviani no tiene rival

El italiano sumó su decimoséptima victoria de la temporada, segunda en la carrera, y se convierte en el sprinter del año con su dominio tanto en el Giro como en la Vuelta

Elia Viviani es el mejor sprinter de La Vuelta. Pero lo es con una diferencia gigantesca respecto a los demás, a los que puede sonreír mientras supera. En una llegada masiva normal, con Quick Step trabajando bien, el velocista italiano no tiene rival. Lo volvió a demostrar en Fermoselle, una meta en la que aventajó a Peter Sagan en más de una bicicleta. El resto fueron entrando en meta poco a poco mientras Viviani ya había abierto un refresco o una cerveza. La vida de los buenos es así, ganar, sonreír y disfrutar.

Cuesta encontrar la siguiente etapa para los velocistas, seguramente será al final de la tercera semana y vamos a ver para entonces qué sprinters quedan en carrera. Por eso, todos decidieron jugar a favor de la llegada masiva en el día de hoy. La fuga, con tan solo dos corredores, ya era un mensaje bastante claro de que el pescado parecía vendido desde la misma línea de salida. En la cita final en la llegada, nadie pudo ni inquietar a Viviani, en otra liga, que sumó su decimoséptima victoria de la temporada, segunda en la carrera, y que se convierte en el sprinter del año con su dominio tanto en el Giro como en la Vuelta.


Salamanca, preciosa protagonista


Precisamente el arranque tuvo momentos preciosos en la bella Salamanca, que ha sido bendecida por todo el pelotón. Aprovechando el octavo centenario que cumple su prestigiosa Universidad, la carrera partía hoy de allí, de su emblemática Plaza Mayor, pero en el día de ayer -jornada de descanso- Salamanca fue un hervidero. Los corredores pasearon por las calles de la ciudad, llenaron sus redes sociales de imágenes y vídeos y todos han querido dejar claro que se sintieron tremendamente felices. Además, se fotografiaron con los aficionados y degustaron su fabulosa gastronomía.

No todo fueron vino y rosas en la etapa. De hecho, tuvo un momento complicado, de contener la respiración. Las cámaras de carrera nos mostraron a Simone Petilli tendido en el suelo, aturdido y semi inconsciente tras una caída. Aunque ocurrió en la parte trasera y no pareció dura de inicio, el rostro y las heridas del italiano nos erizaron los pelos de todo el cuerpo. Abandonó y puso rumbo al hospital de Zamora con un traumatismo en el cráneo de carácter grave. No fue a más la noticia por lo que, si no hay noticias, es que son buenas. Nos quedamos con eso.

Poco después quiso jugar Bora en el último puerto del día, el alto de Fermoselle. No sabemos si solo para poner duras las piernas o con la intención de cortar a velocistas más puros como Viviani o Bouhanni, pero Formolo y Majka pusieron un paso alto que provocaron pequeños cortes en el grupo. Todos se reagruparon a continuación por las largas y anchas rectas castellanas preparando la llegada masiva final.


Mañana, etapa bonita


No quiso tampoco Valverde meterse en el lío del jersey de líder, algo que podría haber buscado con las bonificaciones. Debe pensar Movistar que le va todo demasiado bien como para ir forzando situaciones. Si tiene que llegar, que sea por el propio peso de la carrera. Podría ser un buen día mañana, camino de Luintra, una etapa exigente, rompepiernas, llena de subidas y bajadas, sin un metro llano, ideal para una fuga numerosa y para que los de la general se busquen las cosquillas en los kilómetros finales. Apunta a ser una jornada apasionante.

Comenta

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio

Más en Vuelta a España

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies